ECONOMÍA
El PBI creció un 3,6% interanual en el primer trimestre
Sería el último trimestre del año con incrementos significativos producto de la corrida cambiaria.

El nivel de actividad económica tuvo un comportamiento muy positivo durante los primeros tres meses de este año gracias al arrastre de los buenos números del 2017. El trimestre marcó un crecimiento del 3,6% en relación al mismo período del año anterior y un 1,1% con respecto al cuarto trimestre del 2017.

Esta mejora se vio traccionada por el fuerte dinamismo que presentó la formación bruta de capital fijo que tuvo una variación del 18,3%. Esta suba se debió al crecimiento de 11,9% de la inversión en construcciones, a la suba en 11,4% de otras construcciones, al aumento en 27,6% en maquinaria y equipo, y al incremento de 9,2% en equipo de transporte.

Dentro de maquinaria y equipo, el componente nacional creció un 11,9% y el componente importado creció un 36,6%, marcando la mayor diferencia entre ellos en toda la era Macri, ya que el primero fue de $22.881 millones, mientras que el importado se ubicó en $48.912 millones.

El comercio exterior también registró incrementos significativos en cuanto que las exportaciones de bienes y servicios reales tuvieron un alza del 6,4% y las compras externas aumentaron un 16,5%.

El consumo privado, el rubro más importante de la oferta global que representa un 77,5% del PBI, subió un 4,1%. No obstante, el consumo público fue el único componente con variación negativa al caer un 1,4%.

En términos desestacionalizados, con respecto al cuarto trimestre de 2017, el consumo privado creció 2,3%, la formación bruta de capital fijo se incrementó 3,3%; las exportaciones un 5,8% y las importaciones y el consumo público se mantuvieron sin variaciones.

La evolución macroeconómica del primer trimestre de 2018 determinó, de acuerdo con las estimaciones provisorias, una variación en la oferta global, medida a precios del año 2004, de 6,4% con respecto al mismo período del año anterior.

Los sectores productivos que más crecieron fueron la construcción (9,7%), pesca (6,2%), el comercio (6,2%), la intermediación financiera (5,4%), aunque también se destaca la importante suba del sector manufacturero (3,5%) al ser uno de los rubros más emblemáticos.

Las únicas categorías que registraron decrecimiento fueron los hogares privados con servicio doméstico (-1%), actividades de servicios sociales, comunitarias y personales (-0,4%) y el sector de electricidad, gas y agua (-0,2%). En tanto, la agricultura, ganadería, caza y silvicultura solamente tuvo un incremento del 0,2%, producto de los efectos de la sequía.

Los especialistas advierten que este sería el último trimestre con estos niveles de evolución de la actividad, ya que la turbulencia cambiaria originada en abril que trajo una abrupta devaluación de la moneda y un gran aumento de las tasas de interés, ocasionaría un estancamiento del PBI con un crecimiento que según el propio Gobierno rondaría en torno al 0,4%.

"Más allá de estos datos positivos, la tendencia favorable no se repetirá en los próximos meses producto en primer lugar de la sequía que afectó a la producción agropecuaria y luego por la corrida cambiaria", destaca la consultora Ecolatina.

"El PBI caerá en el segundo y tercer trimestre del año por el freno de las inversiones y del consumo. El salto del tipo del cambio, que impulsó al alza la tasa de interés encareciendo al crédito, y la vuelta al FMI, que reducirá al gasto público, explicarán el freno de la economía en los próximos meses", agregaron.

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.