Sindicalismo
Moyano se aparta de la CGT y Los Gordos definen al nuevo secretario
Héctor Daer y Moser, de Luz y Fuerza, son los nombres que suenan para conducir la central. Moyano reflota el MTA.

Hugo Moyano no será parte de la nueva conducción de la CGT, un lugar que de todos modos no tenían previsto darle "Los Gordos" que este miércoles se reunirán con otros sectores para delinear la estrategia para reemplazar al triunvirato y erigir al nuevo secretario general de la central, el punto que sigue siendo el más conflictivo.

"Camioneros se va a excluir, Camioneros no va a participar del nuevo armado de la CGT", confirmó este lunes Pablo Moyano, que hasta ahora representaba los intereses de su padre en la central junto con el triunviro Juan Carlos Schmid. El dirigente confirmó además que no los invitaron a las reuniones que organizan "Los Gordos".

Ese sector, que encabezan Armando Cavalieri (Comercio) y Carlos West Ocampo (Sanidad) y que está integrado por los grandes gremios de servicios, podría definir esta semana el cronograma para la realización de un congreso de la central donde se elija el reemplazo del triunvirato.

Desde la ruptura que se cristalizó con la marcha de Moyano contra el Gobierno y el desplante de la mayoría de los gremios, "Los Gordos" empezaron a tejer alianzas para asegurarse el control de la central obrera. Así, en las últimas semanas se aseguraron el respaldo clave de los "independientes" (Uocra, UPCN y Obras Sanitarias) y gremios de transporte como La Fraternidad (Omar Maturano) y la UTA (Roberto Fernández).

A ellos se le sumarán dirigente que estuvieron en la órbita del Movimiento de Acción Sindical (MASA) como Sergio Sasia (Unión Ferroviaria) y Guillermo Moser (Luz y Fuerza), además de las 62 Organizaciones (encabezada por Ramón Ayala, de Uatre) y algunos gremialistas menores que respondían a Moyano, como Jorge Sola (seguros) y Abel Frutos (panaderos). Este último el día de la marcha de su ex jefe político se sacó fotos con Jorge Triaca.

En duda están otros dirigentes de peso como los metalúrgicos Antonio Caló y Francisco "Barba" Gutiérrez, que hace poco se fueron de la CGT, el mecánico Ricardo Pignanelli y el portero Víctor Santa María. Aunque no participe de la movida de "Los Gordos", estos gremialistas están muy lejos de comulgar con Moyano. Afuera también parecen haber quedado Luis Barrionuevo y Carlos Acuña.

Como sea, "Los Gordos" tienen asegurado (por cantidad de congresales) el número para imponerse en un eventual congreso de la central y eso explica la autoexclusión de Moyano, que parecía dispuesto a apoyar una eventual postulación del combativo jefe de La Bancaria, Sergio Palazzo.

"Ya tienen al próximo candidato (a secretario general), creo que va a ser Jorge Triaca", chicaneó Pablo Moyano en relación a la postura oficialista de estos sectores, muchos de los cuales acaban de compartir viaje a Europa con el ministro de Trabajo.

Al respecto, la elección de un único secretario general sigue siendo el tema más conflictivo de las negociaciones. El nombre más fuerte parece ser Héctor Daer, el representante de "Los Gordos" en el triunvirato, aunque en los otros gremios hay quienes preferirían alguna cara nueva para refrescar la imagen de la central. Para esa estrategia el nombre que suena es el del lucifuercista Moser, aunque también tiene adeptos Sasia. El mecánico Pignanelli es el preferido de la Rosada, que igualmente ve con buenos ojos a los otros candidatos.

Con este escenario, Pablo Moyano ya adelantó los planes de su padre, dispuesto a encabezar un frente social contra el Gobierno de Macri. "No se descarta la posibilidad de crear nuevamente el MTA (Movimiento de los Trabajadores Argentinos) que enfrentó en los años noventa al gobierno de Menem, porque se vuelve a repetir la historia", anticipó. 

Sus aliados en esa nueva versión del MTA serán quienes lo acompañaron en la última movilización en la 9 de Julio: la Corriente Federal de los Trabajadores, que encabeza Palazzo; las CTA de Hugo Yasky y Pablo Micheli; y los movimientos sociales.

Quien no se mostró demasiado de acuerdo con la idea de apartarse de la CGT fue Schmid. "Si Camioneros se va de la CGT es una decisión exclusiva de Pablo Moyano", declaró el portuario, que pidió una nueva conducción pero opositora a Macri. "Hay que elegir una conducción que represente la postura que está teniendo la mayoría de los trabajadores frente a este gobierno", señaló.

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
3
Muy bueno tu análisis, Carlos a rossi. ¡Cómo encuadra la coyuntura tener presente la historia pasada!
2
A fines de los 60, una manada de dirigentes gremiales, que recibieron del onganiato las otras sociales, que Perón jamás les dio... pasaron a negociar y comenzaron a convertirse en lo que hoy son... negociadores de mejores salarios, para obtener una mejor recaudación... los pre procesistas del 66 tuvieron razón y con el correr del tiempo, lograron enriqueces a dirigentes flojos de cincha y de conducta... que sin darse cuenta y casi sin notarlo, cambiaron de barrio, de club y hasta de señora... ya ricachones, olvidaron su origen y al movimiento... ni que hablar del peronismo, ya casi ni cantan la marcha... compraron el discurso liberal, que eso es el pasado. Lastima que no pasa... no lo pueden superar y vuelve, el afán democrático del peronismo por su origen vertical... tratando en cada paso, de mostrar como se democratizó, llevo a muchos a creerse Perón y leones herbívoros, condición solo admisible para el líder fundacional y nunca para los robo copia, de temporada... Volviendo a la manada, parecida a la de los 60... para muchos que se pasaron de listos, tronó el escarmiento y nadie lo dispuso, ni lo planifico... sus propias bases, tomaron sus cabezas, porque como ellos optaron, por no ponerse a la cabeza de sus reclamos, los cancelaron para lograr sus ideales y reivindicaciones... Que poca memoria, Mauricio Macri como Roma, (El Imperio) no paga traidores, los usa, elimina, los desecha... por eso destrata a los radicales, mientras Alem y Alfonsín se revuelven en sus tumbas... arruina a Moyano tanto como a Barrionuevo, que hicieron un insólito esfuerzo por respaldarlo y desde su honesta ingenuidad, que nadies cree... alienta e inicia una cadena de merecida persecución policíaca, sacrificando a sus propios alfiles, como Castillo y Antequera de la Salada que lo apoyaron a el... eso si, nadie devuelve nada -ahora- falta poco tiempo para el final... En Comodoro Py , los jueces se frotan las manos por lo que se viene... porque los presentes -ya dueños del pasado, como dice Asís- se anotaron un futuro tortuoso... el hit del verano, anticipa un humor social, que en votos pese a las encuestas va a ser trágico. El 3º gobierno radical, termina peor que la Alianza. Nadie les dijo, que si hacían lo mismo, tendrían los mismos resultados o peor... más que en un viaje en helicóptero, deberían pensar literalmente en Fuenteovejuna.....
1
Tambien dicen que deciden si cambiar el nombre y ponerle CGC "confederación general de cambiemos", si no defienden ni a sus padres jubilados estos gordos... pobre de los laburantes, de acá en mas, ajo y agua hasta que vuelvan a votar...