Triple Frontera
La guerra en Medio Oriente enciende las alarmas sobre la presencia de Hezbolá en la Triple Frontera
"Ciudad del Este es un centro de lavado internacional", afirma el especialista Carlos Peris.

Poco después de su nacimiento en 1982, Hezbolá encontró en la Triple Frontera una tierra fértil para financiar sus acciones terroristas a través de mecanismos ilícitos. El tráfico de armas y drogas, el lavado de dinero y el contrabando, mezclados con lealtades familiares, redes criminales transnacionales y conexiones con grupos locales le permitieron a la milicia chiíta, que hoy asedia a Israel desde el norte, expandir su poderío y convertirse en un factor de desestabilización más allá del Líbano, país de origen de la organización.

En los últimos días, Hezbolá apoyó el ataque sin precedentes de Hamas en territorio israelí y hasta amenazó con meterse en la guerra si escalan los bombardeos sobre la Franja de Gaza, algo que ya está ocurriendo y que podría llevar el pulso entre Israel y la organización islamista palestina a una confrontación regional. Pero Hezbolá no se parece al enemigo que el Ejército israelí enfrentó en julio de 2006, cuando no hubo un ganador claro y el movimiento chiíta libanés aprovechó más tarde para rearmarse.

"El ingreso de Hezbolá a la guerra depende de la decisión de Irán"

Hezbolá es un producto del Cuerpo de la Guardia Revolucionaria Islámica de Irán, el brazo armado de la teocracia chiíta -rama minoritaria del islam, pero mayoritaria en Irán- que responde directamente al poder político de los ayatolás y a sus planes en Medio Oriente. Sin embargo, la milicia libanesa entendió desde el vamos que no le servía depender solo del dinero iraní -que se comprobó con las sanciones estadounidenses- para crecer fronteras adentro y, en particular, medirse con Israel.

En esa zona porosa que es la triple frontera entre Argentina, Brasil y Paraguay, como muchas regiones fronterizas del mundo, las mafias se cruzan, a veces comparten negociados y se mueven sin trabas gracias a la complicidad de autoridades implicadas en actividades opacas o del todo ilegales. Es ahí donde Hezbolá vio una oportunidad para ganar autonomía y recursos propios, aunque con el riesgo de ser interceptado por Estados Unidos.

La frontera entre Argentina, Brasil y Paraguay no es muy diferente a otras. Se suele hablar de ausencia de Estado. No es una zona sin ley, sino una zona donde el Estado vende la suspensión del cumplimiento de la ley

"Las fronteras son territorios donde existen dinámicas comerciales, poblaciones y comerciales muy fluidas, y dentro de eso se inserta lo ilegal. La frontera entre estos tres países no es muy diferente a otras. Se suele hablar de ausencia de Estado. Pienso que hay mucho Estado ahí. No es una zona sin ley, sino una zona donde el Estado vende la suspensión del cumplimiento de la ley. El Estado está al tanto, participa", dice a LPO Jorge Rolón Luna, exdirector del Observatorio de Seguridad Ciudadana del Ministerio del Interior de Paraguay.

El investigador de Flasco subraya que "el Estado no es un todo granítico". "Hay facciones del Estado que están vinculadas al negocio ilícito y otras que tienen contactos cercanos con la UE, Interpol, la DEA o la embajada norteamericana. Si hay alguna actividad de estos grupos es porque hay connivencia con actores estatales. Y hay un brazo mafioso que se involucra en negocios ilegales como el narcotráfico y el sicariato, no es que es superado por el crimen", apunta.

De hecho, la Oficina de Control de Activos Extranjeros (OFAC) del Departamento del Tesoro estadounidense acaba de sancionar a la red de empresas que maneja Amer Mohamed Akil Rada, un agente destacado de Hezbolá con doble nacionalidad - colombiano y libanés-, jefe del clan que lleva su apellido y vinculado con el atentado a la AMIA. Su emporio exportaba carbón y textiles a Líbano y, según Washington, los ingresos iban a parar casi íntegros a las arcas de la organización chiíta.

EEUU evalúa instalar una base en la triple frontera para evitar un acercamiento de Paraguay a China

Algunos de los negocios del clan son más pesados, como demostró el hermano de Amer, Samer, involucrado en el tráfico de cocaína con destino a El Salvador. Pero el del clan Akil Rada es solo un caso. En abril de 2021, el entonces presidente paraguayo Mario Abdo Benítez expulsó de su país al libanés Assad Ahmad Barakat, en el radar de Brasil y Argentina por lavado de activos, contrabando, falsificación de documentos y productos, evasión, incitación al odio y extorsión. Barakat está sospechado de financiar a Hezbolá con sus actividades ilícitas.

Ciudad del Este.

Sin embargo, el caso más sonado es el del libanés Nasser Abbas Bahmad, que traficaba cocaína de máxima pureza desde Ciudad del Este, donde residía desde 2014, hacia Europa y Medio Oriente, también para aportar a la milicia chiíta. El punto más curioso de la trama es que Bahmad tenía conexiones con el Primer Comando de la Capital (PCC) de San Pablo, el grupo criminal más grande de Brasil y uno de los mayores de Sudamérica, de acuerdo a las autoridades estadounidenses.

"Ciudad del Este es la ciudad fronteriza del lado paraguayo dentro de la dinámica de la Triple Frontera. Presenta todo tipo de ilegalidades, es decir, tiene aviones chárteres que traen productos de contrabando, especialmente ropa y de informática, tiene una alta circulación de narcotráfico, quizás no tanto como Amambay y Pedro Juan Caballero, pero hay un movimiento narco, casas de cambio. Ciudad del Este y esa zona de la triple frontera un hub del crimen organizado", explica a este medio el sociólogo Carlos Peris.

Ciudad del Este y esa zona de la triple frontera un hub del crimen organizado. Todo lo que es la Triple Frontera es lavado de dinero, contrabando, falsificación de productos, alta evasión de divisas. Eso hizo que a partir de los 90 estén los primeros rastros de Hezbolá

"En Paraguay están muy bien tipificados los lugares en los que dominan cada una de las organizaciones criminales. Todo lo que es la frontera seca con Brasil es del narcotráfico. Todo lo que es la Triple Frontera es lavado de dinero, contrabando, falsificación de productos, alta evasión de divisas. Eso hizo que a partir de los 90 estén los primeros rastros de Hezbolá en la Triple Frontera. De hecho, cuando ocurre el atentado a las Torres Gemelas en 2001, EEUU centra su atención ahí", continúa el investigador de la Universidad Nacional de Asunción.

Tensiones en Medio Oriente disparan el precio del petróleo y temen un rebrote de la inflación 

Para Peris resulta hasta lógico que una organización como Hezbolá se pusiera un pie en la Triple Frontera, donde "en un mismo radio tiene tres países y se nutre de los tres en su lógica ilegal". "Ciudad del Este es un centro de lavado internacional", dice el especialista, quien además se refiere a los "espacios compartidos" con otros grupos criminales.

"En la misma carretera donde circula el contrabando de tabaco, circulan las armas y los panes de cocaína. En las mismas instituciones financieras en las cuales se lava el dinero del narcotráfico del PCC se lavan también los activos de Hezbolá. Son espacios de ilegalidades en los cuales se comparte a través del sistema de bancos, casas de cambio, financieras, estaciones de servicio, hoteles, universidad que están en la Triple Frontera", asegura.

Temas de la nota:
Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
Noticias Relacionadas
Biden viaja a Israel para evitar una escalada y que se abra otro frente contra Hezbolá e Irán

Biden viaja a Israel para evitar una escalada y que se abra otro frente contra Hezbolá e Irán

Por Patricio Porta
Aterriza el miércoles y después se reunirá con los líderes de Egipto y Jordania. El mandatario palestino se bajó tras el bombardeo a un hospital de Gaza que dejó al menos 500 muertos.
Netanyahu sumó al general que creó la doctrina de la fuerza desproporcionada para la guerra con Hamas

Netanyahu sumó al general que creó la doctrina de la fuerza desproporcionada para la guerra con Hamas

Por Patricio Porta
El primer ministro incorporó dirigentes con experiencia a su fallido gabinete. El general Eizenkot es el creador de Doctrina Dahiya, que propone un uso de la fuerza desproporcionada sin distinción entre población civil y militar.
"El ingreso de Hezbolá a la guerra depende de la decisión de Irán"

"El ingreso de Hezbolá a la guerra depende de la decisión de Irán"

Por Augusto Taglioni
Mientras Israel prepara una invasión por tierra en Gaza, el sur de El Líbano controlado por Hezbolá aparece como nuevo frente de conflicto. "Las consecuencias serían desastrosas", asegura el especialista Said Chaya.