El líder del PP de España se reunió con Macri y Larreta para cortar el avance de Vox en América Latina
Pablo Casado estuvo en Uspallata y después se vio con los "halcones" de Juntos. Los extremistas tendieron puentes con Milei.

El líder del Partido Popular de España, Pablo Casado, se reunió este martes con Horacio Rodríguez Larreta y con Mauricio Macri, como parte de una gira con la que busca sellar alianzas con los partidos de derecha de Latinoamérica ante el avance de los extremistas de Vox.

"Me reúno en Buenos Aires con el expresidente @mauriciomacri y el jefe de Gobierno @horaciorlarreta para plantear una alianza por la libertad que defienda las democracias frente a las dictaduras, reivindicar la Hispanidad y el papel de España en Latinoamérica y como puerta a la UE", tuiteó Casado.

El líder de la oposición de España estuvo en la sede de Uspallata del gobierno junto a Larreta y Fernando Straface, el secretario general que tiene la función de "canciller" de la Ciudad. Según adelantaron a LPO fuentes al tanto de la reunión, Larreta le presentó el trabajo que hizo la Ciudad durante la pandemia. El eje en el que coincidieron el jefe de gobierno porteño y Casado fue el de "respetar las libertades individuales".

El paso de Casado por Buenos Aires, promovido por la Fundación Libertad y Progreso de Gerardo Bongiovanni, cristaliza la grieta entre Larreta y el ala dura del PRO: el español también tuvo un encuentro con Macri, Patricia Bullrich, Alfredo Cornejo, Miguel Pichetto y Ricardo López Murphy, entre otros dirigentes de la oposición argentina. 

Macri había estado con Casado en Madrid en julio de este año y ambos habían compartido el mes pasado un comunicado para condenar al gobierno cubano del que no participó Larreta. A Casado no le pasó inadvertido que de ese comunicado también participó Javier Milei, que en octubre participó de un evento organizado por Vox. 

La gira del español continuará con encuentros con presidentes de la región en las próximas horas. En Uruguay, Casado se reunirá con Luis Lacalle Pou; en Paraguay, estará junto a Mario Abdo Benítez y en Chile hará lo propio con Sebastián Piñera.

Si bien la gira de Casado se da a miles de kilómetros de España, esconde una disputa interna con Vox por la representación de la derecha en el país ibérico y en Europa.

Como explicó LPO, el líder de Vox, Santiago Abascal, confirmó que España será la sede de una cumbre de "patriotas y conservadores" en enero. El encuentro estará patrocinado además por el primer ministro de Hungría, Viktor Orbán y el presidente del partido oficialista polaco Ley y Justicia, el expremier Jaroslaw Kaczynski.

En paralelo, Vox sigue adelante con su plan de expandir alianzas internacionales. América Latina es un lugar privilegiado para esa estrategia de despliegue, y en los últimos meses ya pasó por países como México, Perú y Colombia. Abascal sueña con ser un articulador protagónico entre la extrema derecha a ambos lados del Atlántico.

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
  • 4
    pilex
    08/12/21
    16:47
    La ultraderecha corre a la extrema derecha por derecha. Hermoso todo. Al final milei tiene razon y Larreta termina siendo un zurdito jajaja
    Responder
  • 3
    tempus
    07/12/21
    23:17
    Le habrá ofrecido participar en la pauta...??? pelado corrupto.
    Responder
  • 2
    Ñancul
    07/12/21
    23:13
    ser extremista es pensar diferente de lo politicamente correcto, para los politicos de la casta.
    Responder
  • 1
    dylan25
    07/12/21
    21:08
    Que sería ser extremista?? Pensar?? O no ser comunista??
    Responder