El Gobierno se mete en el negocio de la telefonía celular
El Gobierno dejó sin efecto la licitación de frecuencias destinadas a la adjudicación del 25 por ciento de la frecuencia 3G. La empresa estatal Arsat se quedará con ese porcentaje.
El Gobierno decidió hoy dejar sin efecto una licitación de frecuencias destinadas a servicios de comunicaciones personales y radiocomunicaciones 3G, y determinó que sea la empresa estatal ArSAt la que las explote.

Así lo anunció hoy el ministro de Planificación Federal, Julio de Vido, que, en el marco de una conferencia de prensa, no descartó la formación de una comisión similar a la que opera en el área de energía para analizar los "costos" del sector.

En su aparición ante los medios, De Vido señaló que la medida sobre ArSAt fue adoptada "porque cuatro de los cinco oferentes no garantizaban la solvencia financiera necesaria para llevar adelante las inversiones requeridas, en tanto que el quinto, la empresa AMX, del grupo Claro, podría quedar, en caso de otorgársele la frecuencia, en una situación dominante en el mercado".

El funcionario, que brindó detalles respecto de la resolución 71, por la cual se adoptó la medida, sostuvo que, a partir de ahora, ArSAt manejará casi un 25 por ciento de las frecuencias 3G y una quinta parte del total mercado y que su presencia "garantizará un mayor equilibrio".ð El funcionario explicó que para la licitación se presentaron cinco oferentes: Nextel Communication, Multitrump, Telecom Personal, Superphone y AMX y señaló, en referencia a las primeras cuatro, que "no se le podía entregar" la frecuencia licitada porque "no garantizaban solvencia".

Respecto de AMX S.A., del grupo Claro, que sí reunía los requisitos, De Vido explicó que la adjudicación "hubiera generado un proceso de concentración que finalmente terminaría en una situación de monopolio y los argentinos estamos hartos de los monopolios".

"No queremos generar situaciones en donde empresas que tal vez no sean monopólicas en la prestación del servicio", con la adjudicación "puedan llegar a serlo", sostuvo el titular de Planificación.

La licitación había sido convocada el 9 mayo del año pasado, y allí se destacaba que "es política del Estado nacional proveer los medios tendientes a lograr un mejor desarrollo de los servicios de telecomunicaciones procurando un mayor beneficio para los usuarios" y que los emprendimientos debían promover "la inversión y la generación de empleo".

Según explicó De Vido, "los objetivos (del concurso público) no pudieron cumplirse porque algunas empresas (que se presentaron) no estuvieron a la altura de la circunstancia", por lo que se decidió que la estatal ArSAt explote "por sí o a través de terceros" las frecuencias que se habían puesto en licitación.

"La presencia de una compañía estatal va a tener un impacto en la estructura de costos" de los servicios de comunicaciones y radiocomunicaciones, sostuvo el ministro, quien aclaró que "no se trata de una estatización".
La presencia de ArSAt "va a traer equilibrio" en el mercado, planteó.

El funcionario explicó que la nueva participación en el mercado de las telecomunicaciones tendrá a ArSAt con el 20 por ciento, a Claro con el 23 por ciento, a Telefónica con el 29 por ciento y a Telecom con el 27 por ciento.

"Estamos siguiendo un esquema similar al que seguimos con la fibra óptica, acá simplemente se está agregando un 24,66 por ciento más de frecuencia que no se estaba ofreciendo, porque estaba en manos de una empresa que no podía prestarlo porque estaba excedida de frecuencias", sostuvo.

Consultado respecto de si esta determinación iba a modificar las tarifas, el ministro señaló que "las tarifas son las que están hoy en el sistema, pero así como en el área de energía hay una comisión analizando costos, seguramente se va a hacer en el área de comunicaciones".

Por otra parte, y al ser consultado sobre las expresiones del presidente de Techint, Paolo Rocca, sobre falta de competitividad de la economía, De Vido sostuvo que "si yo tuviera una empresa que tuviera rubros donde puedo ser monopólico, cuando hablo de competitividad trataría de ser más medido".
Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
5
Otro curro más. Y van...
4
Otro flagrante fracaso!!! Ninguna compañía internacional de telefonía vio la oportunidad o será que no quieren poner guita mientras estos inútiles estén a cargo? Vodacom, ATT son empresas que si el negocio es confiable hubiesen participado. No lo hacen por que desconfían de esta banda de ladrones.
3
Ya lo sabemos............... no es estatización, nadie estaba a la
altura, recuperación de soberanía............. lo mismo que dijeron
en el caso Ciccone hace dos semanas !!!!!!!! Por lo menos
cambien los argumentos, si nos van a recagar de vuelta
invéntense algo nuevo
2
Y quien va a pagar las perdidas de ARSAT? No creo que funcione mejor que Aerolineas o YPF. Para los emprendimientos comerciales del Estado habria que constituir "Club de Admiradores" que funcionen como una sociedad anonima pero al reves. Los admiradores compran acciones que equivalgan a un porcentual de las perdidas. Al final del ejercicio cada uno paga el proporcional de perdida de acuerdo a la cantidad de "acciones" que posee. Anotarse Radicales y Socialistas, ademas de otros marxistas.
1
Asi es mas facil escuchar tus conversaciones. El Estado todo lo puede!!!