Campaña
Los demócratas convierten a Texas en prioridad y ponen casi $30 millones más para recuperar el voto latino
A 75 días de las elecciones, grupos progresistas suman millones a la campaña de Beto y apelan al derecho aborto para ganar el apoyo de las hispanas. Quiénes son los que financian la jugada contra Abbott.

 Todo parece haber ido de menor a mayor. Si en 2020, la campaña de Beto O'Rourke terminó en una enorme frustración en medio del triunfo de Joe Biden, ahora los problemas nacionales que afectan la economía no parecen afectar el ánimo de los demócratas de Texas. Al contrario, muchos pasaron en las últimas semanas del escepticismo al entusiasmo. 

La campaña del ex congresista nacido en El Paso creció a partir de encuestas como la que muestra el ascenso de la abogada latina Rochelle Garza en la carrera por la procuración frente al republicano Ken Paxton. Pero además, los demócratas nacionales comenzaron a dar muestras de que en Texas se juega mucho más que una elección.  

Una latina empata con el candidato de Trump y apuesta a ganar en Texas por primera vez en tres décadas

La carrera en el Estado que gobierna Greg Abbott desde 2015 se perfila desde hace tiempo como una de las más caras a nivel nacional por el poderío de los dos partidos en Texas que llevaban ya gastados más de $50 millones cada uno. Mientras grupos como Texans for Lawsuit Reform y Associated Republicans of Texas recaudan millones de dólares para el gobernador, Beto ya había difundido en la lista de sus donantes al multimillonario George Soros, uno de los habituales sponsors de los demócratas. Pero ahora, un grupo progresista dio a conocer nuevas cifras de recaudación en beneficio de los demócratas. 

Se trata del Texas Future Project, una alianza de donantes que reúne a espacios como Annie's List y Planned Parenthood Texas Votes, que trabajan para elegir a más mujeres demócratas que apoyen el derecho al aborto. O'Rourke está tomando el tema del derecho a la interrupción voluntaria del embarazo como eje de su campaña. Acaba de presentar un libro dedicado al tema y decidió inaugurar su campaña con videos que se refieren al derecho al aborto. 

En la lista también figuran grupos enfocados en construir poder político entre los jóvenes como latinos Jolt y LUPE Votes. En su esfuerzo creciente por regresar al poder después de casi tres décadas, los demócratas están poniendo todo.

La abogada latina Rochelle Garza, candidata a fiscal general, defiende el derecho al al aborto.

Según publicó The Texas Tribune, el Texas Future Project ya recolectó $25 millones, la cifra más alta que consiguió el grupo hasta el momento, en lo que es considerado una señal de que los donantes demócratas todavía creen en la posibilidad de ganar en Texas.

"Lo más importante aquí es cuando la gente mira a Texas, creo que mucha gente entiende que hay una inversión sostenida [de la derecha]", dijo Delilah Agho-Otoghile, directora ejecutiva de Texas Future Project. Agho-Otoghile no es una recién llegada: dirigió la campaña presidencial de 2020 de O'Rourke en Texas. 

El Texas Future Project ya recolectó $25 millones, la cifra más alta que consiguió el grupo hasta el momento, en lo que es considerado una señal de que los donantes demócratas todavía creen en la posibilidad de ganar en Texas.

El grupo se ve a sí mismo como un "convocante" inigualable en el estado por ser mismo la "única entidad estatal que tiene un espacio colectivo para que los donantes y las organizaciones alineen el programa y la estrategia". Ha generado comparaciones con Democracy Alliance, una coalición nacional de importantes donantes progresistas.

Sin embargo, Texas Future Project no es la única organización que incrementó su actividad en busca de elevar la recaudación de los demócratas en el Estado. También los hispanos de Mijente se pusieron en marcha y anunciaron que van a invertir por lo menos $1.2 millones en Texas en los próximos 70 días como parte de su campaña "Fuera Abbott".

Que Abbott no se confunda con los latinos

Mijente es una organización nacional que impulsa políticas progresistas y trabaja para convocar al voto latino. El dinero estará destinado sobre todo a visitas puerta a puerta y trabajo de campo en el sur de Texas con el objetivo de finalizar el prolongado periodo del gobernador en el poder. El objetivo es apuntar la movilización de votantes en áreas del estado tradicionalmente de baja participación podría inclinar la carrera. "Queremos hacer retroceder el reclutamiento de latinos por parte de la derecha", le dijo a Axios la directora política de Mijente, Tania Unzueta.

Por supuesto, los republicanos también presentan batalla y no están dispuestos a ceder mansamente el Estado. Después del triunfo de Mayra Flores en la elección especial del Valle de Río Grande, Abbott ha prometido que ganará al menos la mitad del voto hispano de Texas.




Temas de la nota:
Post a comment
To submit your comment, you must confirm that you have read and accepted the terms regulation and LPO conditions
Comments
The comments published are the sole responsibility of their authors and the consequences derived from them may be subject to the corresponding legal sanctions. Any user who includes any comment in violation of the terms and conditions regulation in their messages will be eliminated and disabled to comment again.