Campaña
Con la victoria de Nancy Mace, Nikki Haley doblega a Trump en Carolina del Sur y se anota para 2024
La ex gobernadora del Estado y ex embajadora de Trump apoyó a la rebelde Nancy Mace, que se impuso sobre la ex funcionaria del Pentagono Arrington. Haley es vista como potencial rival del líder en 2024.

 El cumpleaños número 76 de Donald Trump tuvo un sabor agridulce por los resultados de Carolina del Sur. El ex presidente pudo festejar en el distrito 7 la victoria del representante Russell Fry sobre su rival Tom Rice, uno de los republicanos que votó a favor de destituir al expresidente después de la insurrección del 6 de enero. Pero sufrió una derrota importante a manos de Nancy Mace, la representante que contaba con el apoyo de Nikki Haley, una de las rivales que podría enfrentarlo en el camino hacia las presidenciales de 2024. 

Con el respaldo de Haley, que fue la gobernadora del Estado entre 2011 y 2017, Mace obtuvo 53.1 por ciento de los votos contra 45.2 por ciento de su contrincante alineada con Trump, la ex funcionaria del Pentágono Katie Arrington. Tanto Trump como Haley habían tenido un rol importante durante la campaña y en los últimos meses, los dos hicieron apariciones con sus postulantes para las primarias.

"Trump quiere dejarle claro a sus rivales republicanos que, si lo traicionan, van a pagar un precio muy alto"

Conocida la victoria de Mace, la ex embajadora de Trump ante las Naciones Unidas difundió un comunicado en el que dijo: "Es un gran día en Carolina del Sur". Por su parte, Mace buscó bajar los decibeles de la confrontación con el ex presidente y dejar atrás la larga serie de cuestionamientos que le dedicó en los últimos tiempos. Cuando el martes por la noche, desde NBC News le preguntaron cuál era su mensaje para Trump, Mace dijo: "Mi mensaje es el mismo para él que para cualquier otro en cualquier lado del pasillo".

"Estoy dispuesta a trabajar con cualquiera que esté dispuesto a trabajar conmigo. Punto y aparte", afirmó.

Mace cuenta con respaldo económico del establishment partidario y acredita un historial en el que se acostumbró a desafiar a Trump. Lo hizo en marzo pasado cuando filmó un video en la puerta de la Torre Trump en el que expresó sus diferencias con el ex presidente.

Como en otras oportunidades, Trump decidió expresar su respaldo a Arrington en función de su lealtad y rechazó la candidatura de Mace, quien aparecía como favorita, cuenta con respaldo económico del establishment partidario y acredita un historial en el que se acostumbró a desafiar a Trump. Lo hizo en marzo pasado cuando filmó un video en la puerta de la Torre Trump en el que expresó sus diferencias con el ex presidente y se autoproclamó como la única republicana que podía impedir que los demócratas reclamaran su banca.

Katie Harrington, la derrotada candidata de Trump.

La gran novedad, de todas maneras, es el decidido pronunciamiento de Haley por Mace en lo que constituye uno de los primeros choques públicos de la ex embajadora en Naciones Unidas con el ex presidente. Haley escoltó a Mace en la recta final de la campaña y ese acompañamiento coincidió además con una fuerte inyección de fondos de campaña en favor de la representante republicana.

Haley, de 50 años e hija de inmigrantes de origen indio, la ex gobernadora de Carolina del Sur y ex funcionaria de Trump genera atención en los observadores políticos y cuenta con fuerte proyección. 

En 2011, con apenas 39 años, hizo historia cuando se convirtió en la primera mujer gobernadora de Carolina del Sur. Inscribió su nombre como el de la segunda asiática-estadounidense que llegó a gobernar un Estado y también la más joven.

Pese a que había expresado diferencias con Trump durante su campaña de 2016, el entonces presidente la convocó en 2017 para que represente a Estados Unidos ante las Naciones Unidas: asumió el 25 de enero de 2017 y renunció el 9 de octubre de 2018 en lo que para muchos constituyó una sorpresa. Ni ella ni Trump explicaron nunca las razones de la renuncia, pero los dos se despidieron en buenos términos y con palabras de gratitud. "Ha hecho un increíble trabajo", dijo Trump en ese momento y confesó su intención de convocarla nuevamente para que asuma otra función en su gabinete. Sin embargo, Haley no volvió y reapareció en 2021 con críticas muy duras contra Trump en una entrevista con el sitio Político.  

Ex embajadora ante la ONU destroza a Trump y se anota para el 2024

Cuatro años después de aquella renuncia a la embajada en la ONU, sus proyectos aparecen en pugna en el distrito que vio nacer a la ex embajadora a la política nacional. 

Nikki Haley cuando fue embajadora de Trump.

La ex gobernadora apostó con éxito por la representante Mace, una de las republicanas que cuestionó con dureza a Trump después de los disturbios en el Capitolio y exploró un perfil de abierta impugnación al ex presidente: no solo votó por el impeachment sino que promovió el desacato penal para el asesor trumpista Steve Bannon por la insurrección.

En una demostración más de que su prioridad es apoyar candidatos que respaldaron sus denuncias de fraude en 2020 y castigar a los que considera desleales, el líder republicano apoyó en la campaña a Arrington, una postulante que aparecía en la mayoría de los sondeos 20 puntos abajo de Mace. En 2018, Arrington derrotó al exrepresentante Mark Sanford pero perdió después en la elección general. Esta vez se quedó en las primarias.



Temas de la nota:
Post a comment
To submit your comment, you must confirm that you have read and accepted the terms regulation and LPO conditions
Comments
The comments published are the sole responsibility of their authors and the consequences derived from them may be subject to the corresponding legal sanctions. Any user who includes any comment in violation of the terms and conditions regulation in their messages will be eliminated and disabled to comment again.