Campaña
Las dudas con Kamala: el plan B de los demócratas si Biden se baja de la reelección
Aparece como opción ante la crisis del Presidente. No logró imponer una agenda, pero tiene el perfil para ganar en la interna demócrata. LPO consultó a los especialistas sobre su eventual candidatura.

Algunos esperaban más de ella, otros se apiadan del papel que le tocó jugar y están también los escépticos que recuerdan que nunca había tenido una performance destacada ni siquiera en California. Kamala Harris tiene su suerte atada a la de Joe Biden. Sin embargo, la desesperación de los demócratas por encontrar alternativas y su condición de mujer afroamericana la convierten en uno de los nombres que se menciona de manera recurrente hacia las presidenciales de 2024.

Aunque todavía faltan cinco meses para las elecciones de medio término y no hay certezas sobre el escenario que se abrirá a partir de noviembre, el índice de inflación más alto de las últimas cuatro décadas y la imposibilidad de avanzar con reformas en el Congreso afectan de manera muy nociva la imagen del presidente Biden y complican como nunca la perspectiva de su reelección. 

Ex fiscal de distrito, ex fiscal general y ex senadora por California, el caso de Harris viene siendo materia de especulaciones desde hace varias semanas. La vicepresidenta está muy asociada al gobierno de Biden y nunca terminó de aparecer como un contrapeso ni logró construir un perfil propio que la distinga de los sinsabores que afectan al presidente. Una encuesta reciente publicada por Los Angeles Times indica que el 41% del electorado tiene una opinión favorable de su gestión y el 52% tiene una opinión desfavorable, una diferencial negativo de 11 puntos que la pone un escalón abajo del propio Biden (-10%).

Newsom y tres mujeres asoman como relevo si Biden se baja de la reelección

Eso no impide que las especulaciones en torno al futuro de Kamala se reediten cada día, en un contexto de grandes dificultades para los demócratas. En los últimos días, la cadena CNBC afirmó que los aliados de Biden están avanzando en la recaudación de fondos con miras a 2024 e hizo especial foco en los movimientos de Kamala.

Kamala tiene aliados de alto poder económico que la acompañaron durante gran parte de su carrera. Entre ellos, figuran Vanessa Getty, la modelo y esposa de Billy Getty, el heredero de la familia multimillonaria y Laurene Powell Jobs.

De acuerdo a la información, Kamala se está reuniendo con grupos de aliados de alto poder económico que la acompañaron durante gran parte de su carrera. Entre ellos, hay dos mujeres de gran fortuna: Vanessa Getty, la modelo y esposa de Billy Getty, el heredero de la familia multimillonaria y Laurene Powell Jobs, la viuda del fundador de Apple, Steve Jobs. Las dos habían acompañado a Kamala en la recaudación de fondos para su candidatura a senadora y en su frustrado proyecto presidencial de 2020, antes de que declinara sus pretensiones para ser la compañera de fórmula de Biden. 

Si algo no puede negarse en Harris, es su capacidad para atraer financiamiento de las altas esferas del poder. Ya desde el tiempo en que era fiscal en California, la actual vicepresidenta se destacaba por traccionar fondos de Silicon Valley para la campaña de los demócratas. 

Para el doctor en Ciencia Política e investigador del Centro de Estudios Latinoamericanos de la Universidad de Georgetown, Gonzalo Paz, Kamala se encuentra en una situación incómoda de cara al futuro político. "Es cierto que Biden le pidió dos o tres cosas nada fáciles: que se hiciera cargo de América Central, el tema de la inmigración, que son temas muy difíciles de manejar, pero la verdad es que hasta ahora no ha tenido un rol descollante. Y estos son los años para ser una figura importante", le dijo a LPO. 

Efectivamente, Biden le otorgó a su vicepresidenta la responsabilidad de asumir dos temas cruciales: detener la afluencia de inmigrantes que intentan cruzar las fronteras de Estados Unidos en un contexto en el que la administración demócrata intenta sin éxito dar por superada la era del Título 42 y los jueces distritales se lo impiden. En ese marco, la oposición republicana aprovechó para presentar a Harris como la cara del fracaso. Lo mismo puede decirse de otro tema que viene ligado de manera indisoluble a la política de fronteras, la relación de Estados Unidos con Centroamérica. 

AMLO pidió a Kamala invertir en Centroamérica: "Que la gente no se vea en la necesidad de emigrar"

Ante la ola de críticas y en medio de la polarización reinante, los partidarios del gobierno eluden los cuestionamientos y sostienen que Kamala es víctima de ataques no por su desempeño sino por ser mujer y afroamericana. Así, cada uno cree en lo que quiere creer.

Biden le pidió que se hiciera cargo de temas muy difíciles de manejar, como América Central y el tema de la inmigración, pero la verdad es que hasta ahora no ha tenido un rol descollante. Y estos son los años para ser una figura importante.

La incomodidad de Kamala ante la gran deuda de los democratas en un ítem fundamental de su agenda de campaña se pudo ver en una entrevista de hace algunas semanas en la cadena NBC, cuando la vicepresidenta se fastidió ante una pregunta sencilla del animados Lester Holt: por qué Harris no visitó la frontera sur. La misma zozobra pudo advertirse cuando la ex senadora visitó México y Guatemala.

Consultado por LPO, el presidente de la Asociación Internacional de Consultores Políticos, Matt Klink, Harris tiene chances de competir en 2024. "Es definitivamente una candidata viable, al menos en lo que respecta a los demócratas, pero no se ha distinguido como vicepresidenta. Se enfrentaría a una dura competencia de otros con seguridad", afirmó. 

Aunque aclaró que todavía falta mucho y es prematuro hacer especulaciones, Klink consideró que si Biden decide no postularse, la batalla entre los demócratas será de todos contra todos. "Incluso si Biden se postula, alguien lo desafiará, como hizo el entonces senador Edward Kennedy al desafiar a Jimmy Carter en 1980". Precisamente, ese es uno de los problemas que afectan al partido de gobierno: en aquella oportunidad, Kennedy obtuvo menos tracción de la esperada en las primarias, pero Carter perdió las presidenciales ante Ronald Reagan en aquel noviembre.

Es definitivamente una candidata viable, al menos en lo que respecta a los demócratas, pero no se ha distinguido como vicepresidenta. Se enfrentaría a una dura competencia de otros con seguridad.

El consultor latino Carlos Escalante tiene una postura similar. Dice que ve muy complicado el tema de la candidatura presidencial de los demócratas hacia 2024 y considera que el desempeño de Kamala ha sido "muy gris" desde que llegó a la Casa Blanca. Sin embargo, repite, todo depende de noviembre. 

Para el politólogo Gonzalo Paz, hay un factor adicional que conspira contra las chances de la californiana: el contexto. Aunque la historia marca que el cargo actual de Kamala nunca tuvo mucho poder en Estados Unidos, la política norteamericana encadenó en los últimos tiempos vicepresidencias que por alguna razón u otra se destacaron. "La de Dick Cheney fue muy importante, para algunos fue la vicepresidencia más poderosa de la historia en Estados Unidos. Tuvimos la vicepresidencia de Biden, en la cual Obama confió muchos temas y tuvo un lugar importante. Y en el caso de Trump, Pence quedó absorbido por el volumen del presidente, pero siempre estaba ahí, siempre era una referencia, siempre era un contraste y su última jugada fue no convalidar el intento de Trump para no reconocer la victoria de Biden", dijo. Frente a esos tres vicepresidentes, el papel de Harris aparece como mucho menos relevante. 


Temas de la nota:
Post a comment
To submit your comment, you must confirm that you have read and accepted the terms regulation and LPO conditions
Comments
The comments published are the sole responsibility of their authors and the consequences derived from them may be subject to the corresponding legal sanctions. Any user who includes any comment in violation of the terms and conditions regulation in their messages will be eliminated and disabled to comment again.
  • 1
    argentine-tax-payer
    Hace 18 días
    09:34
    Otra inútil como juan domingo biden.
    Si algo falta es que esta termine siendo presidente reemplazando a biden por senil o que sea candidata y gane un nuevo período.
    Responder