Frontera Sur
Dos años después de asumir, Biden aprovecha su viaje a Mexico para anunciar su primera visita a la frontera
Haría una incursión a las localidades fronterizas después de la cumbre de América del Norte. Lo anticipó en una rueda con periodistas durante un acto bipartidista en Kentucky.

El presidente Joe Biden sorprendió este miércoles en Kentucky durante un evento con el líder de la minoría del Senado, el republicano Mitch McConnell, cuando anunció su decisión de hacer un viaje inminente a la frontera con México.

Biden contó ante un grupo de periodistas que pronunciará un discurso sobre seguridad fronteriza este jueves y planea visitar la frontera sur de Estados Unidos como parte de su viaje a México para una cumbre regional.

Biden dijo que quería ver "paz y seguridad" en la frontera y se comprometió a ir a "ver qué está pasando" en declaraciones a un grupo de periodistas el miércoles después de viajar a Kentucky para un evento bipartidista con representantes del Partido Republicano. "Voy a dar un discurso mañana sobre seguridad fronteriza, y mañana escucharán más sobre eso", dijo el presidente Biden.

La Corte bloquea el levantamiento del Título 42 y ayuda a un Biden desbordado por la crisis migratoria 

Ante una pregunta recurrente, que lo acompaña desde que hace dos años asumió el cargo, Biden sorprendió y dijo que esta vez está decidido a ir a la frontera sur: "Esa es mi intención, estamos trabajando en los detalles ahora". Sin embargo, no ofreció más detalles y no especificó qué punto de la frontera piensa visitar. Según la CNN, además, la Casa Blanca no ha tomado una decisión final sobre si agregar la parada fronteriza.

Esa es mi intención (viajar a la frontera), estamos trabajando en los detalles ahora.

Hace algunas semanas, el secretario de Seguridad Nacional, Alejandro Mayorkas, viajó a la localidad de El Paso, donde gobierna el demócrata Oscar Lesser. En su visita a la localidad que limita con Ciudad Juárez, Mayorkas admitió que el sistema migratorio está roto. "Es una imagen extraordinariamente poderosa de por qué necesitamos reformar nuestro sistema de inmigración. Nuestro sistema de asilo está roto, nuestro sistema de inmigración está roto. Estamos atrapados en leyes anticuadas que no satisfacen nuestras necesidades actuales. No se han actualizado en más de 40 años", dijo.

Biden tiene todo listo para asistir el lunes y martes a la Cumbre de América del Norte en Ciudad de México, donde se reunirá con Andrés Manuel López Obrador y el primer ministro de Canadá Justin Trudeau.

Ante una crisis migratoria que se profundiza y la indefinición que se extiende desde mayo del año pasado en torno al fin del Título 42, los funcionarios de la administración Biden buscan una salida para frenar los cruces ilegales de inmigrantes de Cuba, Nicaragua y Haití.

Migrantes en la frontera entre El Paso y Ciudad Juárez. 

Según informó Telemundo, el gobierno estudia permitir que unos 30,000 inmigrantes de Cuba, Haití y Nicaragua apliquen cada mes a un programa migratorio, similar al instaurado para venezolanos en 2022, lo que les otorgaría una vía regular para entrar a Estados Unidos.

Sin dar detalles del plan Biden ante la crisis, Mayorkas admite en El Paso que el sistema migratorio "está roto"

El desborde en la frontera sur es una de las grandes asignaturas pendientes de Biden y también de su vicepresidenta Kamala Harris. La debilidad y la falta de claridad son tan evidentes que se convirtieron en uno de los ejes de los republicanos para golpear a los demócratas. El gobernador de Texas Greg Abbott y el de Florida, Ron DeSantis, aprovecharon fueron dos de los que más golpearon al presidente por no aplicar una política más dura en el tema. De hecho, Abbott convirtió en costumbre su decisión de enviar autobuses llenos de migrantes a la casa de la vicepresidenta Harris y lo hizo por última vez en la Nochebuena

Pero la incertidumbre en torno al tema también genera críticas de las organizaciones latinas que trabajan para ayudar a los migrantes y sostienen que Biden mantuvo la misma política que Trump desde que asumió. La visita del presidente a la frontera podría ser un primer paso para resolver un tema urgente o podría ser también parte de la constante indefinición que envolvió a los demócratas desde que asumió Biden.

Como contó LPO, la única herramienta que Biden tuvo para diferenciarse y salir de la paralisis fue el programa de Estatus de Protección Temporal (TPS por sus siglas en inglés), que le permitió al presidente darle asilo a casi un millón de personas en 2022 sin depender del Congreso. 

El programa es útil porque permite que los inmigrantes que no pueden regresar de manera segura a sus países de origen trabajen legalmente y eviten la deportación por períodos de 18 meses. Pero se convirtió en clave para el presidente porque está habilitado a utilizarlo en forma unilateral y a decidir qué países pueden recibir el beneficio de la protección para sus migrantes sin necesidad de pasar por el Congreso.

Temas de la nota:
Post a comment
To submit your comment, you must confirm that you have read and accepted the terms regulation and LPO conditions
Comments
The comments published are the sole responsibility of their authors and the consequences derived from them may be subject to the corresponding legal sanctions. Any user who includes any comment in violation of the terms and conditions regulation in their messages will be eliminated and disabled to comment again.