Campaña
A lo Trump, Newsom lanza cheques de hasta $1000 para aliviar a 23 millones de californianos de la inflación
Después de meses de tensión, el gobernador acordó con los líderes de la Asamblea local el lanzamiento de un paquete de a $17000 millones para distribuir entre los residentes. Se aprobaría esta semana.

En busca de atenuar los efectos de la inflación más alta de las últimas cuatro décadas y mitigar el impacto en los bolsillos de la gasolina más cara del país, el Gobierno de California y la Asamblea estatal llegaron a un acuerdo para distribuir entre los californianos $ 17.500 millones en cheques de estímulo como parte de un paquete de ayuda fiscal.

El objetivo es aliviar la situación económica de nada menos que veintitrés millones de residentes californianos se beneficiarán con pagos directos de hasta $1050. El acuerdo fue aprobado el domingo en la noche y difundido por la oficina del gobernador Gavin Newsom, en una declaración conjunta con el presidente de la Asamblea Anthony Rendón y la presidenta interina del Senado, Toni Atkins, dos habituales contrincantes del gobernador.

Los fondos provienen del superávit presupuestario récord de $ 97 mil millones del estado y apuntan a compensar a los residente que pagan sus impuestos, ya que se trata de reembolsos para los californianos que trabajan. El paquete incluye la suspensión del impuesto estatal sobre las ventas de diésel y fondos adicionales para ayudar a las personas a pagar el alquiler y los servicios públicos. Se espera que la Asamblea de California controlada por los demócratas vote sobre el acuerdo antes del viernes.

Pese al anuncio de Biden, la gasolina impacta en California y los republicanos ven una oportunidad histórica

Según el plan acordado, los residentes recibirán el subsidio a través de depósitos directos o tarjetas de débito del estado. De acuerdo a las escalas difundidas por las autoridades, las personas que ganan hasta $75.000 al año podrán recibir $350, las parejas que ganen menos de $150.000 y presenten sus impuestos juntos recibirían $700 y las familias que tienen esos salarios y tienen al menos un dependiente, recibirán otros $350. 

Es decir que, las parejas con un hijo podrán beneficiarse con un cheque de $1050 y las que cobren entre $150.000 y $250.000 percibirán $500. Además, si una persona gana entre $75.000 al año y hasta $125.000, podrá recibir $250. El paquete de estímulo es tan amplio que, según cifras oficiales, casi el 82% de los beneficiarios del estado -que perciben ese nivel de ingresos- recibirán algún tipo de ayuda del gobierno de Newsom.

Pese a que el gobernador democrata conduce uno de los estados más liberales del país, el anuncio recuerda la estrategia de Donald Trump en plena pandemia, cuando decidió repartir cheques entre los afectados por el COVID 19 en un intento manifiesto por evitar la derrota en las presidenciales de 2020.

La gasolina supera los $7 en algunas zonas de California.

Después de meses de fricción interna -que tuvieron incluso como aditamento la creación de un comité bipartidario para investigar los precios abusivos de las petroleras- Newsom, Atkins y Rendón llegaron a un acuerdo para enviar $9.5 mil millones en pagos directos a los californianos que ganan menos de $250.000 para un individuo o $500.000 para contribuyentes conjuntos.

De todas maneras, la tensión interna entre el gobernador y las autoridades obliga a la cautela. La oficina de Newsom no confirmó los detalles del borrador del plan, ni tampoco la oficina de Rendon, que se distribuyó en un correo electrónico interno entre los legisladores y los jefes de gabinete. Mientras tanto, la oficina de la senadora Atkins deslizaron que ningún acuerdo tentativo es definitivo y que, hasta que se resuelvan todos los elementos de las negociaciones, no hay que anticiparse.

Desesperado gesto de Biden para aplacar el malhumor por el precio de la gasolina no le alcanzará para noviembre

La noticia llega cuando los demócratas enfrentan una presión significativa de los californianos y los republicanos se entusiasman con obtener un beneficio electoral en noviembre a causa de la elevada inflación. Incluso, algunos miembros del partido de gobierno vienen presionando para que Newsom cumpla las promesas que se hicieron a principios de este año. California tiene el precio promedio de gasolina más alto de la nación a $6.35 y el galón supera en algunas zonas los $7. 

El acuerdo entre las autoridades del Estado confirma que la urgencia es grande y Newsom no quiere perder más tiempo. Tampoco esperar a que los anuncios que Joe Biden hizo la semana pasada para reducir impuestos al combustible logren un impacto positivo en los surtidores de gasolina. 



Temas de la nota:
Post a comment
To submit your comment, you must confirm that you have read and accepted the terms regulation and LPO conditions
Comments
The comments published are the sole responsibility of their authors and the consequences derived from them may be subject to the corresponding legal sanctions. Any user who includes any comment in violation of the terms and conditions regulation in their messages will be eliminated and disabled to comment again.