Sindicalización
California impulsa una ley para proteger a los trabajadores de Mc Donalds ante el maltrato laboral
Ante el aumento de los reclamos de los empleados de la industria de cómida rápida, el Estado quiere darle poder de negociación al sindicato del sector. En campaña, Newsom apoya la medida.

Antonieta García salió de un restaurante de comida rápida con un desayuno que pudo comprar a las 3 de la tarde. "Lo puedo hacer a cualquier hora del día y pago lo que en otros lugares pagaría por media hamburguesa", platicó.

Pero cuando hablamos de que los trabajadores de esa y otras tiendas similares ganan el salario mínimo, han sido víctimas de acoso sexual y laboral, sus patrones les han robado salario a casi 9 de cada 10, y, si protestan, los despiden sin indemnizaciones, Antonieta se mostró sorprendida.

Se impresionó más cuando supo que esos y otros abusos han sido documentados a fondo en parte porque las corporaciones multimillonarias contratan trabajadores indocumentados porque su condición migratoria les deja vulnerables, especialmente si son mujeres.

Biden se reunió con líderes sindicales mientras analiza suspender contratos con Amazon

Antonieta dijo que quería hacer algo y afirmó que por lo menos hablará con sus compañeros de oficina para ponerles al tanto. "Todos en la oficina terminamos por comprar casi a diario en restaurantes de comida rápida por el precio y porque no tenemos mucho tiempo para comer", dijo a LPO.

El Sindicato Internacional de Empleados de Servicios (SEIU) en Los Ángeles informa que hay algo más que Antonieta podría hacer: comunicarse con los legisladores que corresponden a su distrito electoral para pedirles que apoyen la iniciativa clasificada AB 257.

Se trata de la primera propuesta en el país que busca dar a decenas de miles de trabajadores en California poder de negociación ante las grandes corporaciones que venden hamburguesas y otras comidas rápidas.

De aprobarse, la iniciativa formaría equipos de trabajadores que diseñarían guías laborales para la industria de restaurantes de comida rápida y beneficiaría a los empleados de la multinacional Mc Donalds y franquicias de comida como Jack In the Box, Wendy's, Carl's Jr, Taco Bell, Domino's, Pizza Hut, Subway, Popeye's, El Pollo Loco o WaBa Grill.

Al testificar ante el Congreso, la trabajadora Ingrid Vilorio, de un restaurante en Los Ángeles, dijo que "no contamos con protecciones" laborales, mientras que los propietarios de restaurantes y sus administradores deciden a su conveniencia los reglamentos de trabajo en cada establecimiento.

Al mismo tiempo, dirigentes del sindicato SEIU protestaron ante una tienda en Los Ángeles donde un administrador acosó a un empleado por sus preferencias sexuales, y cuando el empleado lo denunció, el trabajador fue transferido a otra tienda de la misma cadena, pero a horas de distancia y con un horario de trabajo reducido.

La iniciativa clasificada AB 257 de California es la primera propuesta en el país que busca dar a decenas de miles de trabajadores poder de negociación ante las grandes corporaciones que venden hamburguesas y otras comidas rápidas.

Antes el SEIU documentó con una encuesta confidencial a miles de trabajadores, que por lo menos el 85 por ciento de ellos ha sufrido robos de salarios, especialmente las mujeres inmigrantes.

La forma más recurrente de robo de salario consiste en que las tiendas omiten otorgar a los trabajadores un tiempo de descanso que por ley estatal están obligadas a proporcionar, y cuando los trabajadores reciben sus pagos, ese tiempo queda sin reflejarse y equivale a millones de dólares anuales.

Alerta en el mundo sindical: denuncian el cierre de la primera tienda de Chipotle que logró organizarse

El sondeo se aplicó a trabajadores de las cadenas que tienen ingresos multimillonarios anuales que interponen entre franquicias entre las empresas y los trabajadores para impedir demandas directas.

La aprobación de la AB 257, o propuesta número 257 de la Asamblea Legislativa este año fiscal, sería el segundo triunfo de los trabajadores de comida rápida que durante años encabezaron el movimiento Fight for $15 o la lucha por los 15 dólares de salario por hora. El estado de California aprobó el aumento de $14 a $15 dólares por hora a partir del primero de enero del 2023.

La secretaria de Finanzas del estado, Keely Bosler, informó a fines de julio al gobernador Gavin Newsom que luego de analizar el impacto de la inflación y las arcas del estado, decidió aumentar el salario mínimo a $15.50 por hora, con base en leyes de California.

La mitad de los trabajadores de comida rápida que encuestamos sufrieron abuso verbal y más de un tercio experimentó violencia como amenazas, insultos raciales e incluso agresiones.

Mientras tanto, la investigadora Saba Waheed del Centro Laboral de la Universidad de California en Los Ángeles (UCLA), concluyó en otro estudio que la ley estatal es urgente debido a las pésimas condiciones laborales de los trabajadores de comida rápida.

"La mitad de los trabajadores de comida rápida que encuestamos sufrieron abuso verbal y más de un tercio experimentó violencia como amenazas, insultos raciales e incluso agresiones", dijo Waheed.

"Esto se suma a lidiar con el robo de salarios, las horas insuficientes y otros peligros para la salud y la seguridad. La pandemia puso de manifiesto cuán esencial es esta fuerza laboral y debemos abordar los problemas estructurales más profundos en el sector", agregó.

Por su parte la industria opina que la ley sería contraproducente. "La AB 257 no haría más que dañar a los restaurantes de California y a los clientes que los frecuentan", dijo la Asociación de Restaurantes de California en un comunicado.

Según la asociación, "los líderes sindicales continúan impulsando una narrativa falsa de violaciones laborales y salariales generalizadas para aprobar una ley que aumentará los precios para millones de trabajadores californianos".

Temas de la nota:
Post a comment
To submit your comment, you must confirm that you have read and accepted the terms regulation and LPO conditions
Comments
The comments published are the sole responsibility of their authors and the consequences derived from them may be subject to the corresponding legal sanctions. Any user who includes any comment in violation of the terms and conditions regulation in their messages will be eliminated and disabled to comment again.