Narcotráfico
Revelan vínculos entre un juez federal de Rosario con el contador del narco Alvarado
El juez Bailaque es amigo del contador de Alvarado y contrató a su hijo en el juzgado. Fue acusado en el Consejo de la Magistratura de beneficiar al líder narco.

 Marcelo Bailaque es uno de los dos jueces federales que tiene Rosario para atender todas las causas de narcotráfico, lavado de activos y trata de personas, entre otros delitos de jurisdicción nacional. Esta situación será saldada próximamente, cuando se implemente el sistema acusatorio.

Pero el viejo sistema penal, que demostró su ineficiencia por los cuatro costados, promete concluir en medio de un escándalo de magnitud. El periodista Germán de los Santos reveló en La Nación vínculos alarmantes entre el magistrado y el contador de uno de los líderes narco más peligroso de Rosario, Esteban Alvarado.

Según la información periodística, el contador Gabriel Mizzau llevó durante años los libros de las empresas Toia y Logística Santino, algunas de las firmas que Alvarado utilizó para lavar dinero del narcotráfico y que estaban registradas a nombre de testaferros.

Mizzau también atendía la contabilidad de Bailaque y su hijo, Sebastián Mizzau, entró a trabajar en el juzgado del magistrado en el año 2017. El juez y el contador mantienen una amistad de años, desde que se conocieron en el colegio Dante Alighieri de Rosario y suelen compartir escapadas de fines de semana en las sierras cordobesas en la localidad de Yacanto, donde Mizzau tiene una casa.

Gabriel Mizzau llevó durante años los libros de las empresas Toia y Logística Santino, algunas de las firmas que Alvarado utilizó para lavar dinero del narcotráfico y que estaban registradas a nombre de testaferros. También atendía la contabilidad de Bailaque

El tema cobra mayor gravedad porque en el juicio a Alvarado quedaron expuestos los informes de la Policía de Seguridad Aeroportuaria que advertían sobre las actividades del clan ligadas al narcotráfico desde el año 2013.

El jefe de las fuerzas en ese momento, Maximiliano Lencina, quien investigó a la banda hasta el 2016, dijo en su declaración testimonial que el juez Bailaque había rechazado en cuatro oportunidades investigar a Alvarado y nunca accedió a los pedidos para intervenir líneas de teléfono.

Alvarado cumple cadena perpetua en la cárcel de Ezeiza acusado de liderar una de las bandas más violentas que se disputó el negocio del narcotráfico con Los Monos a sangre y fuego. También le recaen las sospechas de haber ordenado los crímenes de dos taxistas, un colectivero y un playero en marzo pasado con el objetivo de sembrar el terror en la población y desafiar abiertamente al Estado provincial y nacional por haber restringido las condiciones de detención de los jefes mafiosos y sicarios.

La diputada Lionella Cattalini denunció a Bailaque en el Consejo de la Magistratura

¿Por qué Bailaque se negó a investigar a Alvarado cuando a su juzgado llegaron los informes de la PSA que daban claros indicios de sus actividades mafiosas desde el 2013? La respuesta es una incógnita. Lo cierto es que, a partir de ese año, la tasa de homicidios en Rosario se disparó a niveles históricos y la ciudad quedó a merced de la guerra brutal entre Alvarado, los Cantero y varias bandas más chicas.

El magistrado contó con vínculos aceitados en la política con terminales en el radicalismo, el PRO y el peronismo que lo apoyaban en la terna para llegar a la Cámara, pero nunca se terminó de sustanciar. Semanas atrás, la diputada socialista Lionella Cattalini presentó una denuncia contra Bailaque en el Consejo de la Magistratura.

 Maximiliano Lencina, quien investigó a la banda hasta el 2016, dijo en su declaración testimonial que el juez Bailaque había rechazado en cuatro oportunidades investigar a Alvarado y nunca accedió a los pedidos para intervenir líneas de teléfono

Ahora, el juez enfrenta un sumario donde deberá dar explicaciones sobre sus reticencias a investigar a Alvarado y a impedir que las fuerzas de seguridad, en medio de las investigaciones, accediesen a pinchar los teléfonos celulares de la banda. También deberá responder sobre sus vínculos con el contador de Alvarado.

Según la nota de de los Santos, Bailaque negó conocer que entre la cartera de clientes de su amigo estuviese el jefe narco y le echó la culpa a los fiscales de haber impedido que se intervinieran las líneas telefónicas durante la investigación.

Por otro lado, el diputado provincial Carlos del Frade presentó en la Legislatura santafesina un repudio y pedido de explicación a la justicia federal de Rosario sobre las relaciones entre Bailaque y Mizzau "que también prestaron servicios para el asesino, narcotraficante y lavador de activos, Esteban Lindor Alvarado, cabeza visible de una de las mayores bandas narcopoiliciales que actúan en el territorio desde hace quince años", fundamentó del Frade.

El nombre de del Frade apareció en la lista negra de Alvarado que, se calcula, ordenó unos cien homicidios: "Surge una pregunta fundamental ¿cuánta sangre derramada se hubiera evitado de pibas y de pibes en los barrios rosarinos si Bailaque hubiera cumplido mínimamente con su función de juez federal?", interrogó el diputado este jueves en la sesión donde reclamó explicaciones.

Temas de la nota:
Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
Noticias Relacionadas
El Consejo de la Magistratura avanza contra el juez de Rosario acusado de favorecer al jefe del clan Alvarado

El Consejo de la Magistratura avanza contra el juez de Rosario acusado de favorecer al jefe del clan Alvarado

Por Hernán Lascano (Rosario)
El organismo citó al jefe policial de la PSA que reveló que el magistrado Marcelo Bailaque habría entorpecido la investigación contra el narco Esteban Alvarado.
Especial: Extorsión a empresarios y amedrentamiento a los fiscales, el negocio de los narcos rosarinos desde la cárcel

Especial: Extorsión a empresarios y amedrentamiento a los fiscales, el negocio de los narcos rosarinos desde la cárcel

Por Osvaldo Aguirre
Un celular en la celda y un sicario en la calle, es suficiente para que los jefes mafiosos siembren el terror.
Niños que mueren y matan: el reclutamiento de menores en las organizaciones narco de Rosario

Niños que mueren y matan: el reclutamiento de menores en las organizaciones narco de Rosario

Por Osvaldo Aguirre
Desde 2013, año en que se inició el ciclo de guerra entre bandas, en Rosario fueron asesinados 192 niños y menores, según datos del Ministerio Público de la Acusación.
Especial: Como quedó el mapa narco de Rosario tras la fragmentación de las grandes bandas

Especial: Como quedó el mapa narco de Rosario tras la fragmentación de las grandes bandas

Por Osvaldo Aguirre
De la balcanización del comercio de drogas en Rosario emergieron cuentapropistas, desprendimientos de los grandes clanes, que dividieron el territorio en mosaicos tan pequeños que cada metro se defiende a los tiros limpios.
Especial: La cultura narco se expande en Rosario y es modelo para las nuevas generaciones

Especial: La cultura narco se expande en Rosario y es modelo para las nuevas generaciones

Por Osvaldo Aguirre
El crimen organizado ha puesto a Rosario en la cima de las estadísticas de homicidios y violencia extrema. A su vez, han patentado una cultura mafiosa que se extiende en toda la ciudad.
"Sin la corrupción del Estado, las bandas criminales de Rosario no existirían"

"Sin la corrupción del Estado, las bandas criminales de Rosario no existirían"

Por Fabricio Navone (Rosario)
María Eugenia Iribarren es la jefa de los fiscales que llevaron tras las rejas a los líderes de las bandas narco más peligrosas del país. En una entrevista con LPO revela como es trabajar en la frontera caliente del delito.