La ley de re-re de los intendentes agudizó la interna entre Vidal y Jorge Macri
La ex gobernadora y el nuevo ministro porteño compiten por la sucesión en la Ciudad y por el liderazgo del PRO bonaerense. La incomodidad de Larreta.

La fractura del PRO por la ley que permitió la reelección de los intendentes bonaerenses tensó al extremo la interna entre María Eugenia Vidal y Jorge Macri.

La ex gobernadora jugó a todo o nada para evitar modificaciones en la ley votada en 2016, que impedía que los intendentes reelectos en 2019 fueran por otro mandato en 2023. Las negociaciones de los jefes municipales de Juntos y del peronismo finalmente prosperaron y aislaron a Vidal y Cristian Ritondo, que fueron acompañados por sólo 12 diputados en su resistencia.

Con su postura, Vidal quedó en la vereda opuesta de intendentes como Néstor Grindetti, Julio Garro, Diego Valenzuela y Héctor Gay. En el sector de la ex gobernadora dicen que Jorge Macri fue quien los alineó para caerle en contra hasta de manera pública.

El ingreso de Jorge Macri al gabinete fue el detonante de la interna con Vidal, ya que quedó blanqueada la intención del intendente de Vicente López de licencia de abrir el abanico para 2023 y tener la opción de competir tanto en provincia como en la Ciudad. Como anticipó LPO en exclusiva, Horacio Rodríguez Larreta piensa en Jorge como una prenda de acuerdo con su primo, el ex presidente.

Larreta posiciona a Jorge como sucesor en una señal de acuerdo a Macri

La ex gobernadora se sintió desairada por otros dirigentes que creía "fieles". Uno de ellos fue su amigo Fabián Perechodnik, que le votó en contra por pedido de Garro. Los intendentes, por su parte, se quejan de que la ex gobernadora, que fuera líder del distrito hasta 2019, los expuestos con su jugada y pegados a los "barones" del PJ.

Algunas versiones indican que la movida de Vidal también provocó ruidos en la relación con Larreta porque complicó el ordenamiento interno que el jefe de gobierno no quiere alterar para no tener complicaciones en su proyecto presidencial.

Cerca de Vidal niegan que haya ruido con el alcalde, con quien se reunió en los últimos días para revisar sondeos de opinión. "Cada uno trata de tener una estrategia de posicionamiento particular, pero están bien", dijeron a este medio.

Federico Salvai, mano derecha de la ex gobernadora, está trabajando para evitar diferencias entre ambos equipos. "Se encarga de que no se generen fisuras, de conciliar y entender que Horacio y María Eugenia tienen un proyecto conjunto", explicó a LPO un importante dirigente del espacio.

En el PRO admiten que quienes tienen un porvenir complicado en la política bonaerense son los "Backtstreet Boys", en referencia a los 10 legisladores de Vidal que votaron en contra de la mayoría del bloque. Así fueron bautizados por sus detractores, que se mofan de los nombres de origen anglosajón como Alex Campbell y Owen Fernández. "Esta fue la última función de los Backstreet", advirtió a LPO un dirigente del larretismo.

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
  • 2
    observador
    30/12/21
    23:05
    Insisto, si Macri no va el, se juega entero por Larreta y no por Bullrich. Sabe que no tiene carisma para liderar tipo el lamentable estilo que adoramos en Argentina, pero que en gestión no le gana nadie. Creo a esta altura todos nos damos cuenta a la legua que a la loba con piel de lobo no se la traga ninguno de los dos. Y sumemos Bullrich que tampoco la quiere.
    Responder
  • 1
    30/12/21
    21:08
    vidal, sorete. No rompas mas las pelotas. No das una mierda a cambio de tus histerias de vaca mal comida
    Responder