Coronavirus
Asaltemos el cielo
Por Matías Strasorier
El Programa Mundial de Alimentos de Naciones Unidas alerta un mundo al borde de la pandemia, los datos productivos de la Argentina parecen contradecirlo. El Papa Francisco propone una salida colectiva, nosotros una solidaria y organizada basada en el conocimiento.

¿Qué sería una "pandemia alimentaria"? ¿A qué se refiere Naciones Unidas cuando nos alerta desde el Programa Mundial de Alimentos (PMA), que el mundo está "al borde de una pandemia alimentaria" que podría desencadenar "múltiples hambrunas de proporciones bíblicas"? ¿Cuál es la causa de esta situación límite?

Desde hace tiempo denunciamos el colapso de un sistema agroalimentario basado en la premisa de la ganancia y la especulación, impulsado por un sistema de dominación mundial que promueve la concentración de las riquezas socialmente producida cada vez en menos personas. El principal causante de la crisis actual es lo que llamamos Neoliberalismo, la mutación más patológica y voraz del capitalismo, hasta ahora.

Antes de la pandemia el director general del Programa Mundial de Alimentos, David Beasley, advertía al Consejo de Seguridad de la ONU que "2020 enfrentaría la peor crisis humanitaria desde la Segunda Guerra Mundial". Entre las causas de su pronóstico enumeraba desastres naturales, crisis económicas y conflictos armados, en definitiva, los efectos de la codicia de quienes dominan el globo.

Otros datos, como los informes de la ONG Oxfam sobre la desigualdad económica en el mundo, muestran que en 2017 tan solo 43 personas tenían la misma riquezas que 3.800 millones de personas, mientras que en el 2018 se concentró en 26 personas. O mencionar la información de la revista Forbes que cuenta con un medidor en tiempo real de las mayores fortunas del planeta, donde observamos que la fortuna de los Walton, hijos del fundador de Walmart, supera a la de Jeffe Bezos fundador de Amazon. La suma de los tres hermanos Walton llega a los 172.400 millones de dólares, mientras Bezos ostenta 142.700 millones. El comercio mundial ostenta el podio de los millonarios mundial, ya sea en lo real o en lo virtual, en 4 personas.

¿Son los alimentos o el modelo agroalimentario diseñado por el neoliberalismo lo que podría ocasionar un crisis de hambruna a nivel global?

Actualmente en nuestro país se producen alrededor de 150 millones de toneladas de cereales y oleaginosas, entre soja, maíz, trigo, sorgo, maní, arroz, cebada, etcétera. Por el lado de las carnes, se producen aproximadamente de 6 millones de toneladas en el conjunto de las cuatro carnes más importantes, el 50% corresponde a la vacuna, 37% al pollo, el 11% a cerdo y 2% a la carne ovina. Se producen más de 10.000 millones de litros de leche, 10 millones de toneladas de hortalizas y verduras, 11.000 millones de huevos. Se cultivan casi 150.000 hectáreas de cítricos con una producción total de aproximadamente de 3 millones de toneladas anuales (datos del INTA), algo más de 1 millón de toneladas de frutas pomáceas, peras y manzanas, se produjeron en 2018 (según FUMBAPA). En 2019 se cosecharon alrededor de 837 millones de kilogramos de yerba mate de acuerdo a los datos del Instituto Nacional de la Yerba Mate, lo que se convierte en más de 280 millones de kilos de yerba seca. Solo por mencionar algunas cadena agroalimentarias. Se estima que nuestro país tiene capacidad de alimentar 10 veces nuestra población actual, es decir cerca de 400 millones de personas.

Nos encontramos en una situación en la que el mercado global agroalimentario es dominado por una red de empresas trasnacionales, en la que 5 controlan a comercialización de materias primas (ADM, Bunge, Cargill, Dreyfus, Cofco-Nidera); 3 empresas .producto de la megafusión de 6. controlan el paquete tecnológico y biotecnológico (Monsanto-Bayer, Dow-Dupon, Syngenta-Chemchina); 8, la elaboración de alimentos (Nestlé, Pepsico, Unilever, Coca-Cola, Mars, Danone, Kellogg's y Gral Mills); y 3, la distribución minorista (Walmart y Costco de EE.UU., y Carrefour de Francia).

El sistema de dominación capitalista ha relegado el fin social de la alimentación del pueblo y la sustentabilidad de la biosfera y su biodiversidad, en cada punto del planeta. Propuso organizar la vida de los pueblos alrededor de la economía, subordinando el hombre y la mujer a la esclavitud a través de las necesidades del consumo, sometió la naturaleza y la vida humana.

No será pandemia alimentaria lo que surja post pandemia coronaviral, en realidad emerge una nueva forma de esclavitud y nueva forma de marginación: la digitalización y la virtualización.

Habrá conectados y desconectados, los primeros serán esclavos donde el teletrabajo hace real lo que el Black Berry profetizaba hace algunos años atrás, la cereza negra de las y los esclavos modernos es el teléfono celular o dispositivo electrónico. Los segundos simplemente desaparecerán.

Es posible torcer el curso del destino. Proponemos una salida solidaria y organizada. Necesitamos cimentar nuestro modelo económico-productivo, en un sistema de conectividad federal e inclusivo, que desarrolle la industrialización altamente intensiva en conocimiento y ciencia, vinculando lo virtual, lo real y lo biológico. Un modelo que construya nuevas relaciones socio-productivas, nuevas formas de generación y distribución de las riquezas, sustentable, bioeconómico y bioético, en que la vida y la dignidad centren las relaciones de producción.

El Papa Francisco fue contundente al señalar que "solo juntos y haciéndonos cargo de los más débiles podemos vencer los desafíos globales". Esto aunque parezca utópico es posible, solo hay que animarse y ser audaces, acercar los sueños a la realidad y animarse a asaltar el cielo.

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.