Gobierno
Guiño de Alberto al campo: trabajadores rurales podrán cosechar y mantener los planes sociales
El Presidente presentó en Concordia un plan para compatibilizar trabajo registrado con beneficios sociales. La medida beneficiará a unos 250.000 empleados temporarios de las economías regionales.

El presidente Alberto Fernández encabezó este mediodía un acto en la provincia de Entre Ríos donde anunció un plan para garantizar que los trabajadores rurales registrados que sean contratados para labores de cosecha no pierdan los beneficios sociales que perciben.

El tema, tal como adelantó LPO, venía generando un alto grado de preocupación e impotencia en las economías regionales del interior del país que no consiguen la cantidad suficiente de mano de obra intensiva para cosechar frutas y verduras, entre otros productos de consumo masivo.

El acto, del que también participó el gobernador Gustavo Bordet, se llevó a cabo en la Ruta Nacional N° 18 a la altura de la localidad de Concordia. El lugar no fue casual: allí se concentra buena parte de la producción de cítricos de la Argentina que precisa, justamente, trabajadores para cosechar.

Las naranjas y limones se pudren por la falta de mano de obra para cosecharlos

El DNU, que se publicará en los próximos días, tiene como objetivo principal beneficiar a unos 250.000 trabajadores que realizan tareas temporales y estacionales en el ámbito de las economías regionales permitiendo compatibilizar planes sociales con trabajo registrado (en blanco).

"La iniciativa tiene como eje central el mejoramiento de las condiciones laborales de los trabajadores, así como también el crecimiento y la consolidación de las capacidades exportadoras de las economías regionales", dijo Alberto en Concordia, en lo que pareció ser un guiño al campo.

En rigor, el DNU presidencial será prácticamente una réplica del proyecto presentado el año pasado por la senadora del Frente de Todos, Nora Del Valle Giménez. Dicha iniciativa toma al servicio doméstico como antecedente ya que, en ese caso, las trabajadoras no pierden beneficios sociales.

Las economías regionales tienen un fuerte impacto, no sólo en términos económicos, sino también sociales en el interior: actualmente están integradas por más de 30 complejos productivos y representan cerca del 63% de las explotaciones agropecuarias en todo el país, según datos oficiales.

El sector emplea de manera directa a alrededor de 625.000 personas representando un 70% del total de la mano de obra en el ámbito rural de la Argentina. Sólo el año pasado las exportaciones de las economías regionales, según el INDEC, generaron más de 7000 millones de dólares.

La mano de obra en las economías regionales representa entre el 45 y 75% del costo total de producción, dependiendo del complejo. En el caso de la actividad vitivinícola, por ejemplo, un cosechero puede cobrar hasta 6.000 pesos el jornal (a un valor de 100 pesos el tacho).

Basterra reconoció que los planes atentan contra el empleo en las economías regionales

En rigor, el DNU del Gobierno nacional está relacionado a un histórico planteo de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME). LPO dialogó con Eduardo Rodríguez, presidente de Economías Regionales de la entidad, quien se mostró muy satisfecho con el anuncio de Alberto.

"Entendemos que de esta manera se hace justicia sobre un sector vulnerable que va a poder mejorar sus ingresos con trabajo registrado", indicó Rodríguez. "La idea fue siempre que los productores Pymes puedan cosechar sus frutas y no se pudran en los árboles", señaló el dirigente.

"Esperamos ansiosos esta medida durante mucho tiempo. Trabajamos desde el ámbito legislativo y ejecutivo para que sea una realidad. Queremos que se reglamente rápido y se estabilice en el tiempo. Dos de cada tres productores provienen de las economías regionales", agregó Rodríguez.

En julio pasado LPO dio a conocer el caso del productor de Eldorado, Ricardo Ragner, a quien se le pudrieron, por falta de mano de obra, cerca de 1,5 millones de kilos de limones y 200.000 kilos de naranjas. Estas cifras equivalen a un monto aproximado de 50 millones de pesos.

Esta realidad también se replica en Salta donde un productor perdió el 30% de su cosecha de tabaco por no contar con la cantidad de trabajadores necesarios para encarar las labores. Del mismo modo ocurre en Andresito, al noreste de Misiones, en el caso de la yerba y otras zonas del interior.

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
  • 2
    12/08/21
    23:36
    ¿y si hacemos todos de kamikazes contra ellos???
    Responder
  • 1
    notansumiso
    12/08/21
    15:42
    Parece un titular del extinto diario oficial de la urss, llamado "pravda" (verdad en ruso).
    Avívense que la Argentina democrática y capitalista ya no existe más. Está en transición hacia un país comunista. Hay 3 opciones : un comunismo duro (ultrakukas y kamporistas) o uno suave (larrata, heidi). O rajarse del país (por ahora es difícil pero posible, luego ya no se podrá). Your choice.
    Responder