Cine
Cuestionan al Incaa por el estreno Crímenes de Familia en Netflix, una película subsidiada por el Estado
Es Crímenes de familia, de la productora vinculada al vicepresidente del organismo. La polémica maniobra con Cine.ar.

Los manejos del Instituto del Cine (Incaa) ya despertaron las alarmas de la Casa Rosada, que ahora investiga el polémico estreno de Crímenes de familia, una película subsidiada por el Estado que terminó en las garras de la plataforma norteamericana Netflix.

Este film, protagonizado por Cecilia Roth y gran elenco, fue realizado por la productora Magoya, que hasta diciembre estuvo dirigida por el actual vicepresidente del Incaa, Nicolás Batlle. Como viene explicando LPO, Batlle y el titular del organismo, Luis Puenzo, están siendo investigados por el juez federal Sebastián Casanello, que dispuso una virtual intervención del instituto tras una denuncia por supuestas irregularidades en la asignación de subsidios a productoras.

Crímenes de Familia fue realizada por la productora Magoya, que hasta diciembre estuvo dirigida por el actual vicepresidente del Incaa, Nicolás Batlle, quien junto al titular del organismo, Luis Puenzo, están siendo investigados por la asignación de subsidios a productoras afines.

La película, dirigida por Sebastián Schindel, recibió 10 millones de pesos de anticipo del Incaa en 2019 y recibirá otros 6 millones tras su estreno, ocurrido este jueves. Por ley, el Incaa requiere que para otorgar el subsidio la película sea estrenada en los cines argentinos con una ventana de tiempo de tres meses antes de ser comercializada en otra plataforma, en el procedimiento que en la industria se conoce como "adquisición". La pandemia impide la apertura de las salas, por lo que como emergencia se acordó que las películas sean estrenadas en Cine.ar, la plataforma de streaming del Incaa. Para ir cumpliendo con cada productora, el Incaa dispuso que cada jueves estrenaría una película nacional. En ese sentido, Crímenes de familia, que iba a ser originalmente estrenada en cines en mayo, obtuvo su turno en Cine.ar para octubre.

Mientras esperaba que llegara ese día tan ansiado, la productora asociada al vice del Incaa le vendió la película a Netflix, que no dudó en promocionar el producto como original de Netflix pese a que fue financiado por el organismo estatal. El resto de las películas que subisida el Incaa y llegan a Netflix, sin embargo, se presentan con el logo del Incaa y nunca como productos originales de la plataforma norteamericana, que no tiene sede en Argentina. 

La película se promociona como un producto original y exclusivo de Netflix pese a que fue financiada en parte por el Estado argentino.

Alberto con el CEO de Netflix, Red Hastings.

Netflix exigió que la película fuera estrenada en agosto. Los productores necesitaban que fuera estrenada antes en Cine.ar para cumplir con los derechos de exhibición y no perder los 6 millones de pesos que les faltaban cobrar del subsidio del Incaa. 

Netflix analiza desembarcar en Argentina de la mano de Sigman

Para eso, se saltearon tres meses de películas en lista de espera por pedido del propio Batlle, a quien le crearon un sobreturno por el hecho de ser el vicepresidente del organismo. Por primera vez en la historia se estrenó una película en simultaneo en Netflix y Cine.ar y por primera vez en lo que va de la pandemia, la plataforma argentina superpuso dos estrenos el mismo jueves para cumplir con los deseos tanto de Netflix como de Batlle. Incluso a los norteamericanos, que en las semanas previas habían anunciado el estreno para este miércoles 19, les tuvieron que pedir que aguantaran unas horas para poder tener la "primicia" en Cine.ar.

Estos movimientos, producidos justo cuando el Incaa es observado por la Justicia federal a sólo ocho meses del recambio de autoridades, enrojecieron las luces del semáforo en la Rosada. La Jefatura de Gabinete de Santiago Cafiero pidió explicaciones sobre estos cambios sorpresivos en la grilla nacional. Por su parte, la Sindicatura General de la Nación (Sigen) exigió este viernes un informe sobre este tema.

Nicolás Battle y Luis Puenza, las máximas autoridades del Incaa.

La sociedad entre la gestión Puenzo y Netflix comenzó a quedar en evidencia cuando sacó de agenda su proyecto para aplicar un impuesto para plataformas como la norteamericana para darle volumen al Plan de Fomento audiovisual del Incaa. 

Tras una reunión en febrero con Red Hastings, CEO de Netflix, de la que participó Hugo Sigman -el nuevo mecenas de la vacuna contra el coronavirus-, Netflix empezó a difundir en su plataforma las películas de Puenzo Hnos. Es por eso que en el catálogo de la plataforma radicada en el pueblito californinano de Scotts Valley hoy pueden verse películas como La Historia Oficial, que catapultó a Puenzo a la fama tras ganar el Oscar; Infancia clandestina, producida por el propio Puenzo y Benjamín Ávila; y Wakolda y Xxy, dirigidas por Lucía Puenzo, hija del titular del Incaa. 

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
4
Perdón, quién escribió esto?
3
Dónde está la ilegalidad??? Están difundiendo cine argentino. Que es esta ridicula manera de perseguir al organismo de cine. Estan arruinando la industria cuestionando a gente honesta. De dónde sacan las pruebas de que Puenzo desestimo el impuesto a netflix? Tan imbecil se creen que es? Por el solo hecho de que le pasen un par de películas? Realmente se creen esto que escriben? La derecha de este país apesta
2
Battle no fue el unico. Tambien Cura estuvo en la presion com su nota como gerenta de fomento
1
Para eso, se saltearon tres meses de películas en lista de espera por pedido del propio Batlle, a quien le crearon un sobreturno por el hecho de ser el vicepresidente del organismo y en realidad es Para eso, se saltearon tres meses de películas en lista de espera por pedido del propio Batlle y la Gerente de Fomento Cura. Por eso le crearon un sobreturno por el hecho de ser el vicepresidente del organismo.