Deuda
Los bonistas del canje 2005 proponen un cupón PBI si Argentina crece más del 3% anual
Exigen que el FMI continúe monitoreando la economía mediante el artículo IV para que no haya sospechas sobre las cifras oficiales.

A cuatro días de la fecha límite para llegar un acuerdo por la deuda antes de caer en default técnico, un grupo de bonistas de los canjes hechos en 2005 y 2010 lanzó una contrapropuesta en la que piden agregar un cupón PBI, tal como se hizo en la reestructuración de aquel entonces.

La oferta establece que dicho "cupón contingente" se pagaría cada vez que la economía argentina crezca a un ritmo superior al 3% anual. Así, llegaría a 11.400 millones de dólares con pagos entre el 2025 y 2039, a una tasa del 2,5%.

A fin de evitar la catarata de juicios desatada en 2013 con la modificación del indicador que hizo el entonces ministro Axel Kicillof, los bonistas piden que el FMI sea garante de los números.

En rigor, el requisito radica en que el organismo internacional continúe ejerciendo el artículo IV que le permite monitorear la economía como Martín Guzmán aceptó en febrero de este año.

Guzmán evalúa ofrecer cupones PBI para hacer más interesante la oferta de la deuda

Como explicó LPO, el ministro de Economía ofreció esta herramienta de pagos adicionales a fines de marzo a modo de fijar un "endulzante" que haga más interesante la propuesta argentina, pero las estimaciones proyectadas no lo tornaban muy atractivo.

Sucede que de acuerdo a los cálculos de Guzmán, el PBI apenas rebotaría un 3% en 2021 tras la histórica recesión de este año, para pasar a crecer un 2,5% en 2022 y un 1,7% en los ocho años sucesivos.

La proyección significa un incremento apenas por encima del crecimiento vegetativo de la población, algo que haría converger el PBI per cápita argentino al nivel de Paraguay, algo que los acreedores no toman seriamente.

El truco es que a menor avance del producto, menor es la capacidad de pago del país y en eso se fundamente la oferta argentina. Es por eso que esta contrapropuesta de los bonistas pone en duda estas estimaciones y pide que los números de Guzmán sean corroborados año a año. Si el ministro no tuviera razón, ellos recibirían un pago adicional cada vez que el PBI supere el 3%.

Por otro lado, los bonistas también eliminan el período de gracia pedido por el gobierno argentino y solicitan un esquema de pagos que empezaría en noviembre de este año con una tasa del 1,25%. 

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
3
Parece razonable...
2
es una buena salida, bien medido nunca vamos a crecer en esos niveles
1
Argentina no va crecer sin reformas estructurales; lo único que se gana es tiempo, pasarle la pelota a quien venga a fines del 2023. No van a hacer ninguna reforma estructural. No van a bajar los planes sociales, las jubilaciones sin aportes, la obra pública, las licitaciones, los ñoquis, los gastos políticos, y una larga lista de etcéteras.