Coronavirus
Como funciona el grupo de elite que rastrea la cadena de contagios en Singapur
En ese país asiático, los controles son estrictos pero no hay una cuarentena masiva. Las clases no se interrumpieron.

Entre los países que vienen mostrando una lucha exitosa contra el coronavirus, el de Singapur es un caso curioso. Ese país del Asia insular implementó un plan novedoso para enfrentar la pandemia que resultó efectivo. Ubicado cerca de China, cuenta con apenas 558 casos confirmados y solo dos muertes.

Se trata de un grupo de elite conformado por policías, militares y funcionarios del ministerio de Salud que se mueven con rapidez para localizar y realizarles pruebas a casos sospechosos.

Ese grupo sale a la caza de las personas que estuvieron en contacto con los infectados. El objetivo es mantener controlada la epidemia, aunque no aniquila por completo las infecciones.

Con 160.000 test por semana, Alemania asoma como modelo clave en la lucha contra el virus

Un artículo del New York Times califica de "detectivesco" el trabajo de este grupo que logró dar con un grupo de entusiastas de la música que cantaban juntos y expulsaban gotículas respiratorias, con lo que propagaron el virus a sus familias. También a un gimnasio y una iglesia, y terminaron por formar la mayor concentración de casos en Singapur.

El gobierno apuesta todo a moverse por delante del virus. "Si persigues el virus, siempre estarás en desventaja", asegura un especialista en enfermedades contagiosas del gobierno. Singapur, junto a Taiwán y Hong Kong, cuenta con pocas víctimas fatales por coronavirus a pesar de que el primero de los casos se reportó el 23 de enero.

La BBC detalla una acción concreta del grupo de elite. Una tarde, una maestra de yoga que llevaba su vida de manera normal recibió una llamada desde un número desconocido. "¿Estuvo en un taxi a las 18:47 el miércoles?", le preguntaron del otro lado de la línea.

La mujer revisó la app que usó para conseguir el viaje y explicó que efectivamente había estado en el taxi y que el traslado había durado apenas seis minutos. Hasta ahora, no sabe si fue el conductor u otro pasajero el que estaba infectado.

Todo lo que sabe es que fue un funcionario del ministerio de Salud de Singapur quien hizo la llamada y le dijo que tenía que quedarse en casa y entrar en cuarentena. Al día siguiente, tres personas aparecieron a su puerta, vestidos en batas y con mascarillas.

"Me dieron un contrato -la orden de cuarentena- que dice que no puedes salir de tu casa so pena de una multa y encarcelamiento. Es un documento legal", dijo la maestra. Dos semanas después, la mujer no había manifestado síntomas de coronavirus y pudo salir de su casa.

El gobierno busca aprender del éxito coreano en el combate contra el coronavirus

Un artículo de Perfil revela más datos de este grupo. Más de 6.000 personas fueron rastreadas y contactadas mediante el reconocimiento facial a través de cámaras de seguridad y el análisis de metadatos.

La investigación policial se inicia con una simple llamada telefónica a una persona sospechada de estar en contacto con un infectado, a la que se somete a un exhaustivo interrogatorio, no sólo para confirmar si estuvo en riesgo, sino también para saber con qué personas interactuó y rastrear el eslabón de posibles contagios.

Singapur cuenta con casi 8.000 personas por kilómetro cuadrado, es uno de los países más densamente poblados del mundo. Un foco de infección no identificado podría propagar la enfermedad rápidamente.

Por eso, ese país del Asia insular pasó años construyendo un sistema de salud pública que incluye clínicas especiales para epidemias y un sistema de mensajería oficial que insta a las personas a lavarse las manos y a estornudar en un pañuelo durante la temporada de influenza. La Ley de Enfermedades Infeciosas le da a este estado nación una amplia facultad para priorizar el bien común por encima de las preocupaciones de privacidad. "En tiempos de paz planeamos para epidemias como esta", asegura Lalitha Kurupatham, subdirectora de la división de enfermedades transmisibles.

A esas políticas de Estado se suma una condición que comparte con la mayoría de los países asiáticos: la disciplina de su población para cumplir las medidas del gobierno. A esto se suma la vigilancia y la respuesta rápida, las pruebas, el aislamiento de los enfermos, el rastreo de los contactos y la cuarentena a los expuestos. Otro dato importante: ese país se las arregló para mantener las escuelas abiertas todo el tiempo, aunque con almuerzos espaciados entre sí para evitar las grandes multitudes.

Los medios internacionales dan cuenta de dos casos testigo. En uno se multó a una pareja que dio información falsa sobre su historial de viajes y en otro, se quitó el estado de residencia a una persona que violó su cuarentena.

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
8
Que optimista que sos!
Por lo menos vos ves a Gines
Yo no lo veo...

Viste lo que fue la conferencia de prensa
Era la duda socratica personalizada en eso cuerpo sonriente y x momentos no se sabía si sonreía o apretaba los dientes tipo un bruxismo así como diurno no?
Bueno.
Chau Soberano
7
Vigilar y Castigar...


Seissss si no los rastrean es por
a. L. G. O ( y lo sabesssss)
Siempre hay compromisos.
Reciprocidad para decirlo en modo: asertivo
6
Un principio similar se puede utilizar en argentina para rastrear el destino de los 100.000 millones de dolares que tomó del mercado el macrísmo.
5
Los cambiemitas colonizados mentales cambiaran el topismo? Ya no garpa ser parisinos, londinenses, nuyorkinos o miamienses. Vamo en esa Singapur!
4
Ah , y me olvidaba. no es nada novedoso, se llama poner plata en la salud pública. pásenle el dato a la elite periodística de perfil.
3
Ya lo veo a Gines teniendo que rastrear a todas las personas que pisaron un escupitajo de un infectado en la parada del metrobus y se tomaron dos bondis para ir a su casa... Reconocimiento facial...Hospitales para epidemias tres camaras de vigilancia por persona...y kits y mas kits de prueba. vamos a hablar con mauri, a lo mejor nos tira una punta....con lo de rastrear el escupitajo, digo.
2
700 km cuadrados y 5 millones de habitantes . Uno de los mayores PBI per cápita del planeta. No hay comparación con Argentina posible
1
Imagínate un grupo de elite detectando a un señor que tomó un taxi en fuerte Apache...

Como la ves?