Guerra Comercial
Trump llegó a un acuerdo parcial con China, presionado por la crisis en el campo
En esta primera etapa, se postergará la suba de aranceles del próximo martes a cambio de una mayor compra de productos agrícolas.

Presionado por la crisis de la industria y el campo, el presidente Donald Trump dejó atrás su combativo discurso contra China y aceleró las negociaciones para llegar de una vez por todas a un acuerdo comercial que lleve tranquilidad al mundo.

"Llegamos a un acuerdo muy sustancial de fase uno, pero todavía no está redactado", dijo a la prensa tras la reunión con el vice primer ministro Liu He, en Washington.

Las potencias alcanzaron un "acuerdo parcial" que incluye una mayor compra de productos agrícolas estadounidenses a cambio de una postergación en la suba de aranceles chinos que debía aplicarse el próximo martes, según confirmó el secretario del Tesoro de EEUU, Steven Mnuchin.

Trump le responde a China con más aranceles y tensiona la Guerra Comercial

"Este es un acuerdo tan grande que lo estamos haciendo por secciones", agregó Trump, quien explicó que se terminará de definir en la cumbre del Foro de Cooperación Económica Asia-Pacífico (APEC) que se celebrará en Santiago de Chile el 16 y 17 de noviembre.

En el caso de concretarse, también significaría un importante alivio para el sector manufacturero estadounidense, que a pesar de los buenos números de la economía, atravesó el peor mes de los últimos diez años por el aumento en el costo de los insumos provenientes desde el gigante asiático que ocasionaron las nuevas tarifas.

Se trata de dos sectores claves que Trump necesitará para alcanzar la reelección en el 2020. El apoyo de los productores agrícolas es determinante en numerosos estados del centro oeste del país que históricamente respaldaron a los republicanos, pero que ahora se vieron muy golpeados ante el freno de las compras de Beijing.

El vice primer ministro de China, Liu He, habla con el encargado de comercio de la Casa Blanca, Bob Lighthizer, durante el encuentro con Trump.

En tanto, los trabajadores industriales suelen volcarse por los demócratas, pero en la última elección se inclinaron por el discurso proteccionista de Trump que permitió teñir de rojo a los principales estados del llamado "cinturón del óxido".

China le responde a Trump con una suba de aranceles sobre USD 60.000 millones

"Hay que entender el momento en el que se está dando. Trump está atravesando la amenaza del impeachment, el conflicto por Turquía y el fastidio de sus votantes por la caída de la industria y el tema agrícola" subrayó a este medio el especialista en comercio exterior, Miguel Ponce.

"Al margen de la Guerra Comercial, fortalecieron un acuerdo estratégico para protagonizar juntos lo que acordaron en Palm Beach: la nueva revolución industrial 4.0. Esto implica que el internet de las cosas se vuelca a las cadenas de valor que comparten, que aceleran la robotización y los avances de inteligencia artificial", agregó.

En tanto, el director de la consultora DNI Marcelo Elizondo recordó que "ambas economías necesitan el acuerdo, ya que las dos están desacelerándose". "No hay nada definido. China quiere bajar la tensión, pero no quiere dar mucho. Ambos están estudiándose. Todavía falta definir temas importantes como la propiedad intelectual, los subsidios y el intervencionismo en empresas extranjeras", agregó, en referencia a los aspectos que se tratarán en la segunda y tercera fase, según precisó Trump.

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.