Guerra Comercial
México cede en Washington y reconoce que "algo hay que hacer" con la ola migratoria
Fue durante la cumbre que el canciller de AMLO, Marcelo Ebrard, tuvo en la Casa Blanca con Mike Pompeo y el vicepresidente Pence.

Marcelo Ebrard transparentó el impacto que causó en la administración de López Obrador la amenaza de Trump de seguir incrementando los aranceles contra los productos mexicanos. Luego de la reunión que mantuvo en la Casa Blanca con funcionarios del más alto nivel, el canciller reconoció que la situación migratoria no puede seguir igual, un cambio radical en el discurso de la 4T ante Estados Unidos.

La delegación que encabezó Ebrard se reunió en Washington con el vicepresidente Mike Pence, para intentar dirimir las diferencias comerciales por el anuncio de Trump de imponer aranceles a los productos mexicanos que ingresen a Estados Unidos en medio de la ratificación del T-MEC en el Congreso norteamericano. El presidente republicano decidió utilizar a los aranceles como un arma para forzar un cambio en la política migratoria de México, forzando al país a contener en su territorio la ola de migrantes que vienen de Centroamérica.

Exclusivo: Los planes migratorios de Pelosi detonaron la embestida arancelaria de Trump contra México

Como en la reunión de este martes con la demócrata Nancy Pelosi, acompañaron al canciller mexicano la secretaria Graciela Márquez, Jesús Seade y la embajadora Martha Bárcena. Este miércoles se unieron a la delegación el secretario Víctor Villalobos -titular de Agricultura-, Carlos Salazar Lomelín del Consejo Coordinador Empresarial, así como el diputado Mario Delgado y el senador Héctor Vasconcelos.

Previo a la cumbre, ambas partes manifestaron su preocupación sobre ciertos temas que pondrán en la mesa. Del lado del presidente Donald Trump, el vicepresidente Mike Pence escribió en Twitter: "Tenemos una crisis en nuestra frontera sur. El presidente ha dejado en claro que México debe hacer más". Pence asistió acompañado por el canciller Mike Pompeo y el secretario de Seguridad Interior McAleenan.

El vicepresidente compartió un gráfico de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP por sus siglas en inglés) que muestra que en mayo se triplicó la cifra con respecto a hace un año. "El presidente [Trump] ha dejado claro que México debe hacer más", dijo.

La delegación del gobierno de López Obrador exigió un control mayor del flujo de armas y municiones que entran al territorio mexicano. Así revelaron fuentes de Palacio Nacional a Reuters. Además de que Ebrard y Márquez Colín habrían insistido en la aprobación de fondos para el Plan de Desarrollo en Centroamérica.

En un encuentro con los medios posterior a la reunión, Ebrard reconoció que la situación migratoria no puede seguir igual, un cambio radical en el discurso de la 4T ante Estados Unidos. Una primera señal que acaso implique un endurecimiento en los controles de las fronteras mexicanas, como exige Trump.

Señaló, por otro lado, que el objetivo de las negociaciones es evitar un daño a las economías de ambos países. Aunque también admitió que en este encuentro no se había tocado el tema de los aranceles, porque la agenda se concentró exclusivamente en migración. Dijo que el canciller Pompeo podría contribuir "para hacer acercamientos" entre ambos gobiernos, "porque ésa es la función nuestra: encontrar acercamientos".

"[Pompeo] es un buen amigo, tengo buena relación con él. No lo había visto en las últimas semanas, pero habíamos convenido conversar cualquiera que fuese el resultado", dijo Ebrard.

En otro tuit Pence se dijo "privilegiado" de recibir a la delegación mexicana. "Las negociaciones continuarán. Se está progresando, pero como digo el presidente, "no es suficiente". Pence señaló que su equipo dejó en claro que México debe hacer más para abordar la "urgente crisis migratoria en nuestra frontera sur".

Del otro lado del Atlántico el presidente de EU Donald Trump se reunió con el primer ministro Leo Varadkar. Frente a los medios, Trump comparó la situación que Irlanda enfrentará si el Brexit llega a concretarse en el Reino Unido. "Creo que va a funcionar muy bien, y también para ustedes con su muro, su frontera", dijo. "Nosotros tenemos una situación similar en los Estados Unidos, y ustedes tienen una acá. Pero he escuchado que va a funcionar muy bien", señaló.

Minutos después, Trump tuiteó que las discusiones entre Ebrard y Pence progresaron, "¡pero ni cerca de ser suficiente!". El presidente repitió el número de inmigrantes detenidos en mayo y culpó a México del incremento en la cifra y a los demócratas por supuestamente negarse a reformar la ley migratoria.

"Las conversaciones con México continuarán mañana con el entendimiento de que, si no se alcanza un acuerdo, los Aranceles al nivel del 5% empezarán el lunes, con incrementos mensuales como fue programado", dijo. "¡Entre más alto lleguen los Aranceles, más alto será el número de compañías que se muden a los EUA!".

Mientras tanto, la líder líder de los demócratas en la Asamblea de Representantes, Nancy Pelosi, fue enfática la tarde del miércoles. Reiteró la postura de la mayoría de los legisladores de ambos partidos cuando dijo que los aranceles no eran la forma de lidiar con la supuesta crisis en la frontera. "Estamos en territorio peligroso. Esta no es la forma en que se trata a un amigo. No es la forma en que debemos lidiar con la inmigración. No es la forma con la que debemos lidiar con una crisis humanitaria en la frontera", dijo la presidenta de la Cámara Baja.


Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.