La Plata
Saintout en una polémica como la de Maldonado, ante la aparición de los restos de Johana Ramallo
Acusan a la diputada kirchnerista de motorizar un relato sobre la desaparición de la joven para golpear al macrismo. Desde la Facultad de Periodismo amenazaron a quienes publicaron información del caso.

La identificación de los restos de Johana Ramallo, una joven desaparecida en la zona roja de La Plata en julio de 2017 generó revuelo en la capital provincial e impactó de lleno en el esquema político de la diputada kirchnerista y posible candidata a intendenta, Florencia Saintout.

Tras la desaparición de la joven, Saintout tomó el caso como bandera de la lucha contra la trata, una especie de caso testigo para enfrentar al macrista Julio Garro.

Desde la Facultad de Periodismo de La Plata que lidera Saintout se avanzó así en un esquema de contención hacia la madre de la víctima, de origen extremadamente vulnerable. Se dispusieron abogados, recursos y se encargaron de la comunicación del caso mes a mes, en nombre de esa familia.

Durante meses, ese esquema funcionó según las necesidades de Saintout. La Facultad de Periodismo capitalizaba las marchas en reclamo por la aparición de Ramallo y desde el entorno de la diputada provincial controlaban sin problemas la información.

Secuestraron marihuana y armas de fuego en una unidad básica de Florencia Saintout

Sin embargo, el escenario cambio cuando comenzó a trascender en La Plata que había novedades en el caso. El aparato comunicacional de Saintout se activó de inmediato y se anunció por las redes sociales que la madre de la víctima no daría entrevistas. Un error importante, toda vez que eso de algún modo confirmaba que las versiones eran ciertas, que algo sucedía.

Días más tarde, una periodista de La Plata logró confirmar que una pericia de ADN de una pierna encontrada sobre la costa ribereña de Berisso hacía ocho meses había dado positivo al cruzarlo con el ADN de la joven desaparecida. Y publicó la información en Medium, una red social para publicar textos.

Una de las protestas por la desaparición de Johana Ramallo.

Esa noticia impactaba de lleno en el caso y demostraba las falencias de los fiscales y del equipo de abogados que aportó Saintout. Se habían perdido ocho meses de investigación sobre la muerte de joven. Y quedó al descubierto una lamentable cadena de errores judiciales.

Los abogados aportados por Saintout a la familia de la víctima nunca pidieron el cruce de ADN de los restos encontrados en la costa de Berisso y cuando un estudio confirmó que eran compatibles con el ADN de Johana Ramallo, emitieron un comunicado pidiendo a los periodistas que no publicaron el estudio clínico que confirmaba la correspondencia.

Otro dato impactante: 20 días antes del hallazgo de la pierna se había encontrado en el mismo lugar un brazo, que se presume puede pertenecer a la víctima. Los dos hechos fueron público y se conocieron en medios locales y nacionales, pero los abogados designados por Saintout no exigieron a la Justicia cotejar esos restos con el ADN de la joven.

Lo más curioso es que, una vez confirmada la noticia, desde el equipo de Saintout se negaron a reconocer la existencia el informe, que la justicia federal había solicitado al cuerpo médico forense de la Corte Suprema de Justicia.

De inmediato, emitieron un comunicado instando a los periodistas a no publicar información sobre el caso y comenzó una feroz campaña de hostigamiento sobre los periodistas que difundían la noticia.

Varios comunicadores de La Plata fueron atacados en las redes sociales con amenazas de escraches por difundir la tardía identificación de partes del cuerpo de Johana Ramallo.

Por las redes pedían a la sociedad denunciar a los periodistas que publicaban información. Y amenazaron con no dejar "descansar" a quienes rompían el pacto de silencio sobre la víctima.

El caso llegó a los medios nacionales y aún así, desde la Facultad de Periodismo se insistió con la idea de que la joven seguía "desaparecida". A través de las redes proclamaban como antes de la noticia, la "aparición con vida de Johana Ramallo" o "devuelvan a Johana", en una jugada mediática similar a lo sucedido con el Caso Maldonado.

Una muestra de lo hondo que impactó el caso es que desde que se confirmó que los restos humanos eran de Ramallo, Saintout no volvió a expresarse sobre el caso en las redes sociales. Tampoco lo hicieron los portales de la diputada que producen contenidos desde la facultad: Contexto y Pericia.

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
12
No se si esta en una polemica o no, pero que le doy le doy.
11
Hace días que en el twitter de Saintout se aclaró debidamente todo esto!
10
Esta gente, actuan del mismo modo que los terraplanistas, y similar al manual K
Son un virus maligno. Lo peor es que les paga el estado, y el gueto se denomina Facultad de periodismo
9
Los trolls son del diario o son los mismos de m peña?
8
La infeliz de Saintout le hace muy mal a la Universisad pública y gratuita...
7
ESPERO QUE LOS MEDIOS SE HAGAN CARGO DE ESTA NOTA Y LA INVESTIGUEN.. Y DEJEN DE B0LUDEAR CON NOTAS DEL LIBRO DE CFK Y NOTAS ESTUPIDAS.. HAGAN PERIODISMO.. SI TIENEN MIEDO... VENDAN ROPA A DOMICILIO Y HAGAN LUGAR A GENTE JOVEN CON PELOTAS...
6
saintout, se confirma todos los dias que no tenes limites, que solo conducis boluditos y que sos una hija de remil putas
5
Quien escribió esta nota???? Ni redactar sabe!!
4
los "kirneristas" son una banda de delincuentes que hay que acomodar de una vez por todas
3
eso es el "kirnerismo": la mentira, el delito, la persecución y la violencia