Migrantes
Conmoción en Estados Unidos por la muerte de una niña en custodia de la Border Patrol
La menor centroamericana de 7 años estaba confinada en un campo de inmigrantes y murió deshidratada. El procurador interno ya investiga.

El Departamento de Seguridad Interior (DHS) anunció que una niña guatemalteca de apenas 7 años murió bajo su custodia este jueves. La razón que esgrimieron fue que la niña presentaba deshidratación y shock cuando fue detenida por los agentes migratorios. Este viernes, el inspector General del DHS abrió una investigación para determinar si hay responsabilidades qué fincar.

La menor habría cruzado a EU la semana pasada acompañada por su padre dentro de un grupo de inmigrantes. Los detuvieron en el estado de Nuevo México. La tragedia puso en foco las condiciones en las que la Patrulla Fronteriza (Border Patrol) tiene a los inmigrantes que capturó al intentar ingresar a Estados Unidos y pone el tapete nuevamente la crisis migratoria que detonó la caravana proveniente de Centroamérica que tiene también al otro lado de la frontera, en Ciudad Juárez, a cientos de personas hacinadas en campamentos improvisados.

"Mi corazón está con la familia, de parte de todo el DHS", declaró hoy la secretaria de Seguridad Interior, Kirstjen Nielsen, ante las cámaras del programa Fox & Friends, el favorito de Donald Trump.

"Este es un ejemplo muy triste de los peligros de este viaje. Esta familia escogió cruzar de manera ilegal. Estaban a 90 millas de donde podíamos procesarlos. Llegaron en un grupo tan grande que le tomó a nuestra Patrulla Fronteriza un par de viajes para capturarlos. Les dimos apoyo inmediato. Seguiremos analizando la situación", agregó Nielsen.

La secretaria Kirstjen Nielsen y Donald Trump.

Según reportes, la niña empezó a tener convulsiones horas después de haber sido detenida. La trasladaron en helicóptero a un hospital en El Paso, Texas, donde finalmente falleció un día después. Según reportes de NBC, la menor no recibió tratamiento hasta una hora y media después de las primeras convulsiones.

"Desafortunadamente, a pesar de los mejores esfuerzos del equipo médico que dio tratamiento, no nos fue posible detener esta tragedia", informó el departamento en un comunicado. "Los agentes de la Patrulla Fronteriza tomaron todo paso posible para salvar la vida de la niña bajo las circunstancias más complicadas. Como padres y madres, hermanos y hermanos, empatizamos con la pérdida de cualquier niño".

Al día de hoy, más de 400 niños migrantes siguen detenidos y separados de sus padre en instalaciones del Departamento de Seguridad Interior.

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
1
La culpa es de los padres. A las caravanas (organizadas por una mano oscura, para joder a trump) se les dio gran apoyo. Si los padres no la hidrataron, son culpables y deberan ser penados. Es que es igual que los vagos de aca: usan a los hijos de excusa y de escudo.