Legislatura
La Ciudad aceptó que Nación le traspase una deuda de USD 175 millones
Además se votó en segunda lectura la urbanización de la Villa 31 tras fuertes discusiones entre los vecinos.

 Con fuertes intercambios entre los vecinos del barrio la Legislatura porteña aprobó en segunda lectura con votos propios y del socialismo el plan de urbanización para la Villa 31. La posibilidad de la venta de terrenos y una eventual erradicación del barrio provocó un fuerte debate entre el oficialismo y la oposición. Además la Ciudad aceptó el traspaso de una deuda de Nación por USD 175 millones.

"Estamos haciendo lo mejor para los vecinos del barrio", aseguró Lía Rueda, una de las defensoras del proyecto. La iniciativa prevé la construcción de viviendas, reforma de las ya existentes y mejorar la conectividad de servicios. Varios de los habitantes de la 31 deberán ser relocalizados y el Estado les otorgará créditos hipotecarios.

"¿Si la Ciudad no va a vender las tierras de la Villa 31 cómo se va a hacer la hipoteca de los vecinos? Lo que se está votando es mentira, es una ley fantasma", fustigó el legislador de PO Gabriel Solano y recordó el "Plan integral Puerto Retiro" que había impulsado Mauricio Macri una década atrás.

"La reurbanización de un barrio tiene que garantizar el acceso a la vivienda digna", reclamó Paula Penacca al tiempo que pidió modificaciones al proyecto para evitar la erradicación del barrio. "Sabemos los proyectos vinculados, del desarrollo del Paseo del Bajo, de la renovación de la terminal de Retiro", señaló la legisladora de Unidad Ciudadana.

El legislador Maximiliano Sahonero, nacido en el barrio, criticó a los que se creen "dueños de la verdad absoluta". Resaltó la "lucha de los vecinos" para la urbanización y aseguró que "una casa es suficiente" para los que viven en la pobreza: legisladores opositores habían reclamado que 150 viviendas no eran suficientes para atender las necesidades.

Minutos más tarde la Legislatura dio luz verde a la cesión por 100 años un terreno al Banco Interamericano de Desarrollo para un edificio lindero al barrio. La nueva sede del BID estará a cargo del arquitecto chileno Alejandro Aravena y tendrá un puente que comunicará a la Villa 31 con el barrio de Recoleta.

Además, cómo adelantó LPO, el parlamento capitalino aprobó que la ciudad acepte el traspaso de un crédito con la CAF por 175 millones de dólares. A cambio la Nación además transferirá varios terrenos al distrito capitalino.

Sin embargo aún hay dudas sobre el futuro de los terrenos es una incógnita: en teoría iban a salir a la venta para cubrir el dinero pero entre el lote cedido se encuentra una porción de la Villa 31, algo que alarmó a los vecinos. Por eso en la sesión simplemente se aceptó el traspaso de tierras y el parlamento decidirá en el futuro el destino de las tierras.

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
1
Siempre estos tipos vendiendo el patrimonio de los ciudadanos de la ciudad, por favor, a todos, votar bien el año que viene