CIEF 2018
Calvo advirtió a Sandleris por el costo recesivo de su política monetaria
El economista de Columbia recordó que Paul Valker, que bajó la inflación de Estados Unidos, terminó abandonando el esquema de agregados monetarios.

Un selecto grupo de los economistas latinoamericanos compartieron panel de cierre con el presidente del Banco Central, Guido Sandleris, en la Conferencia Internacional de Economía y Finanzas (CIEF) y le reconocieron que hasta el día de hoy su programa de control de agregados monetarios con crecimiento cero de la base monetaria "ha funcionado, dentro de las expectativas, mejor de lo que se podía esperar", en palabras de Miguel Kiguel.

Pero no todas fueron rosas. Las advertencias más fuertes provinieron de Guillermo Calvo, profesor de la Universidad de Columbia, y de Augusto de la Torre, ex banquero central de Ecuador, quienes advirtieron que se trata de una elección de política monetaria con riesgos intrínsecos. El primer de ellos lo enunció Calvo: "Tienden a ser más recesivas (en relación a otras estrategias de desinflación), eso es una mala noticia", dijo al tiempo que sopesó que: "La buena noticia es que le están diciendo al mercado: 'Acá estoy yo, apretando, hay poca plata, y eso ya es una señal'".

De acuerdo a Calvo, lo que sucede es que "con salarios fuertemente indexados, la tasa de cambio no ancla (la inflación)" y es necesario recurrir a otros instrumentos como la tasa de interés para conseguir coordinar expectativas. "Hay muy pocos países que han usado un agregado monetario como ancla", agregó y recordó que Paul Volcker -ex titular de la Reserva Federal de los Estados Unidos durante la presidencia de Reagan- en su momento decidió abandonar este esquema de agregados y los cambió por la tasa de interés.

Vaticinan una recuperación "renga" y sobre el filo de la elección

Por su parte, De la Torre explicó que Sturzenegger pecó de impaciente y advirtió a Sandleris no repetir el error: "La experiencia reciente de Argentina es un ejemplo de un país que quiso llegar a la tierra prometida demasiado rápido. El camino es muy largo y pedregoso", advirtió y se valió del ejemplo de Colombia, donde se necesitaron más de 20 años de política antiinflacionaria para llegar a un escenario en el que las expectativas para la formación de precios y renegociación de salarios lograron alinearse con la meta del Banco Central.

En este sentido, De la Torre recordó que "no hay ningún caso de países con metas de inflación que haya empezado con niveles excesivamente altos" y recordó que en la mayoría de los casos El inflation targetting se eligió para bajar la inflación cuando ya era cercana al dígito anual.

"No hay que ser inconsistente", recomendó el ecuatoriano en relación a la multiplicidad de herramientas a combinar para atravesar el largo período de transición de la zona de alta inflación a la "tierra prometida".

Augusto de la Torre, ex banquero central de Ecuador.

"Hay que saber convivir con la transición. Se necesitan golpes de credibilidad", agregó y enumeró a la baja de la tasa de interés sin sobresaltos cambiarios, al crecimiento económico y al desarme de las letras de deuda del Banco Central como elementos que construyen gradual y acumulativamente la credibilidad de la autoridad monetaria.

Sandleris no hizo oídos sordos, pero matizó las advertencias de sus colegas diciendo que "cada uno tiene su receta" para la baja de la inflación y defendió el esquema elegido de control de la base monetaria con bandas de flotación.

El titular de BCRA aseguró que "era obvio que había dejado de funcionar" el programa de Sturzenegger y reconoció que su programa puede parecer un tanto rústico o pasado de moda, pero logró contener el tipo de cambio entre las bandas.

De la Torre, le recomendó a Sandleris que también que estudie el caso de Perú, que logró salirse de la parcial dolarización de su economía en la medida en que poco a poco los peruanos comenzaron a ahorrar en moneda local. Y por sobre todas las cosas, le advirtió que la tasa de interés elevada no es necesariamente una señal de fortaleza de un banquero central, sino que puede ser una demostración de debilidad en la medida en que no logre bajarla sin que se desestabilicen las variables macroeconómicas.

A su turno, Calvo señaló que las salidas de las crisis cambiarias por sudden stop como las que experimenta la Argentina, tienen una caída de los salarios reales del orden del 30% y que si no se desacoplan los salarios de los precios, difícilmente la recesión encuentre su piso: "Tenemos que ponernos de acuerdo en que estamos en una situación de shock en el que va a haber una caída del salario real", dijo Calvo y remarcó la dificultad de lograr una baja real de los salarios con la elevada tasa de empleo público de la Argentina.

Ante todas estas luces rojas, Sandleris buscó llevar calma e insistió en que bajo su dirección el Banco Central va ser muy cauteloso y que: "No hay nada en la argentinidad que impida" que vivamos con inflación de un dígito anual. 

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
9
El esquema de metas de inflación de sturze y el gradualismo fracasaron. La tasa de interés va ir bajando en la medida que la inflación futura esperada por el mercado vaya descendiendo. Parece una utopía, pero no queda otra. Por ahora el esquema de control de agregados monetarios con bandas de flotación parece ser la única salida, en un país con un pasado y presente inflacionario. La subida de precios no se resuelve de un día para el otro. Los países que tuvieron éxito con políticas antiinflacionarias, en muchos casos tardaron 10 o 20 años en bajarla a un dígito. Lo que es verdad es que la recesión es y va a seguir siendo dura. Pero repito no veo otra salida, porque estimular el consumo en un contexto inflacionario es echar nafta al fuego. Aclaro que no soy un monetarista extremo.
8
Sandleris es un impresentable que compró la doctrina del FMI, y nos va a mandar a todos y todas al demonio, un ultra liberal enfermo,. Argentina Te quiero por eso a Macri No lo quiero.
7
Ah me olvidaba perrofantasma .......Hablas de " capricho , amateurismo y clasismo " ? mira vos ....si bien algo de eso hay en el macrismo ,,,estas dando la definición misma de la esencia del populismo demagogico kirchnerista/peronista sin ni siquiera darte cuenta ..........nunca hay que escupir para arriba ...... perro
6
Perrofantasma ...... Volve a leer esa diarrea mental que llamas "comentario " esa patética combinación de sarta d e pelotudeces sin sentido matizada con insultos que solo sirven para revelar tu bronca e impotencia intelectual........tipica del que no sabe que ca r ajo responder ...Cualquiera que te lee se da cuenta ...no pasas del nivel insulto nivel jardín d infantes ...y los "argumentos " ? bien gracias No hay uno solo ..nada Y todavía queres que te explique por que Macri es el mal menor ..Tratar de explicarle eso . a un idiota ignorante resentido social con complejo de clase baja como vos que todavía se cree que Alemania es mas pobre que argentina como te hicieron creer bajo el gobierno anterior ....es una perdida de tiempo total
5
Ay johnny johnny estas tan empachado de gatti chow que no te llega bien el oxigeno a ese cerebrito que tenes....las personas detras de los "mercados" no confian ni en su madre...lo unico que necesitan es que haya margen (tasa) y que no haya control de entrada y salida de capitales...aca toda la guita que entro se fue...y no justamente por la desconfianza. Si no porque podian fugarla y les convenia....deja de repetir como una maquinita tu expresion de deseo...este gobierno es una mezcla perfecto de capricho, amateurismo y clasismo...el tema es tu. corto razonamiento operativo manga de felino bipedo...el otro dia te apretaron para que expliques tu sub optimo pareto (por que macri es un mal menor) y saltaste con una comparacion del gob anterior...dos cosillas mish
1) a macri comparalo con macri...con lo que dijo, con lo que hizo y con lo que puede
2) cuando te apretaron saltaste con que la soja y la caja y los precios de los commodities de hace unos años....y aca mi querido lava taper te digo que el mundo de las ideas existe a parte del mundo de la experiencia...tu a priori es seimpre el de la experiencia concatenadas ...si hay algo que ha fallado con este gob de estupidos es que a tal causa tal efecto...es el pensamiento naturalista mas mogolico que he visto y pecan todo el tiempo de no. ponderar variables intervinientes....causalidades teñidas de expresion de deseo...tu pensamiento cortito ...
Dale gaturro explica en serio lo del mal menor...pone todo el esmero que pones en hacerte el erudito aca para respaldar lo que aca sabemos que no resiste argumento
4
"Les falta poco ".......dicho esto con todo respeto .... que comentario d e negro de mi erda el tuyo ......trata de comentar con un poquito mas de altura
3
Calvo correctamente identifica el " alto nivel " del empleo publico .como un problema pero no se anima a ir mas allá ..........es justamente ahí donde todo puede fracasar . Es necesario eliminar una gran cantidad de puestos públicos innecesarios que existen , o sea lo que Prat Gay llamaba " la grasa " sin necesariamente referirse a empleados públicos peronistas . Si Macri no hace esto , probablemente fracasara
2
El ajuste feroz y brutal mpnetario de Sanderis es necesario y hasta indispensable para restaurar la confianza de los mercados financieros y reordenar las cuentas publicas . Si, habrá una recesion fuerte pero es el precio a pagar para demostrar la seriedad que no se tuvo al principio .. Sin la confianza de los mercados NO hay financiamiento posible de la economía real que por ahora deberá esperar
1
Conjunto no vacío de cipayos atorrantes facistad que vamos a ir a buscar después del 10/12/19 hasta que escupan sangre. Ni olvido ni perdon