Elecciones 2023
Soledad Acuña busca posicionarse en la sucesión porteña como la Ayuso de Larreta
La funcionaria busca encabezar la línea dura del larretismo y salió a marcarle la cancha a Jorge Macri.

 Soledad Acuña busca posicionarse en la sucesión porteña como la Ayuso de Larreta. La ministra de Educación fue la primera dirigente de peso en agitar la candidatura presidencial del jefe de Gobierno y quiere candidatearse en la Ciudad.

La funcionaria busca encabezar la línea dura del larretismo y salió a marcarle la cancha a Jorge Macri, que pidió no excluir a su primo Mauricio de la grilla de presidenciables.

"Realmente creo que la Argentina necesita un proyecto con mirada de futuro, con una mirada de mayorías; no con una mirada segmentada o ideologizada. Una mirada estratégica que pueda generar planes y ese es Horacio. Así que confío plenamente y voy a trabajar para que pueda ser el presidente del próximo gobierno", dijo Acuña durante una entrevista por la presentación de su libro "El día que ir a la escuela fue noticia".

Acuña busca encabezar la "línea dura" del larretismo y posicionarse en la sucesión del gobierno porteño

Isabel Díaz Ayuso es la presidenta de la Comunidad de Madrid y una de las dirigentes internacionales más cercanas a Rodríguez Larreta. Es una abonada a las declaraciones polémicas: habló contra el confinamiento, contra los inmigrantes y suele alabar a la realeza.

Macri pidió diferenciarse de los radicales para que Milei no cope la agenda

Acuña mantiene desde su asunción en 2019 una batalla contra los gremios docentes y sus dichos suelen generar polémica incluso dijo que los maestros eran "de un sector social cada vez más bajo y de menor capital cultural".

Su proyecto para barrer con los profesorados y crear una universidad porteña le costó caro a Larreta, que sufrió escraches por el tema y por eso le quitó centralidad política a Acuña. Hasta ese momento sonaba como una posible compañera de fórmula para las elecciones de 2019.

Al mismo tiempo es una de las dirigentes de mayor confianza del jefe de Gobierno, a quien conoce desde la creación del Grupo Sophia desde fines de los '90. Allí también se vinculó con María Eugenia Vidal, con quien mantiene un enfrentamiento que aún no termina.

Si bien Fernán Quirós es uno de los postulantes más firmes para la sucesión porteña, ante cualquier eventualidad en el larrestismo prefirieron sacar a Acuña a la cancha.

Jorge Macri fue su primera víctima, aunque parece una ironía. Si bien el ministro de Gobierno salió a pedir por su primo Mauricio, una candidatura del ex Presidente sería lo peor que podría pasarle a sus aspiraciones como jefe de Gobierno. Sería extraño que Juntos por el Cambio presentara dos apellidos Macri para una misma elección en 2023.

Larreta ya le avisó al círculo rojo durante una reunión en Bariloche que enfrentaría a Macri en una interna. Pero nadie descarta que puedan llegar a un acuerdo para que el ex presidente apoye a Larreta en las presidenciales a cambio de que Jorge sea el candidato del PRO para la sucesión porteña.

Temas de la nota:
Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
  • 3
    eduardo carrido muniya
    12/05/22
    10:58
    Ayuso es una chorra que manda al hermano a obligará los hospitales a contratar empresas amigas. Igual que Larreta.
    Responder
  • 2
    pepoincas
    11/05/22
    16:38
    Lpol son uds.que impulsan a esta egresada del primo capraro (Bariloche) que era director el nazi extraditado o no saben que estás tiene muchos kioskos no se quejen ...despues
    Responder
  • 1
    hebita
    11/05/22
    00:45
    Acuña es un peligro. Es una muy buena candidata para el macrismo que se renueva y lava la cara para adaptarse y no morir, es decir de su version subhumana robótica el larretismo. La loca esta chorio la bandera de la educación y tiene una sarta de idiotas con hijos escolarizados organizados que la tienen de faro moral.
    Responder