08.07.2011
(0)guardarlectura zen
El Gobierno y Techint acercan posiciones: Kicillof podría ingresar al directorio de Siderar
El acercamiento consistiría en que Siderar acepte a Axel Kicillof como director en representación del Estado y el Gobierno, por su parte, apruebe el pago de dividendos por $ 1.511 millones que propondrá la siderúrgica del Grupo Techint. El acuerdo quedaría sellado en la asamblea del 21 de julio.
Formalmente, ayer pasó poco. Pero en realidad, el acuerdo entre el Gobierno y Techint por la controversia que surgió por la conformación del directorio de la empresa Siderar -una de las estrellas del grupo-, está bastante cerca. Ayer, los negociadores de ambas partes se vieron las caras en la Justicia, que los había convocado en una de las causas a una audiencia de conciliación, publica el diario La Nación.

De común acuerdo, funcionarios y ejecutivos acordaron suspender la audiencia de ayer y pedir una prórroga para celebrarla más adelante. La Justicia accedió y fijó la fecha para el 3 de agosto próximo. Pero antes de que llegue ese día deberán transitar por la asamblea general ordinaria de Siderar, que está fijada para el 21 de este mes. Ese es el ámbito en el que se debería definir cómo y quiénes serán los directores de la empresa.

Fuentes de la Administración Nacional de la Seguridad Social (Anses) informaron a la agencia DyN que en la audiencia -realizada en la Sala B de la Cámara Nacional en lo Comercial-, de la que participaron representantes de Siderar, de Ternium, del ente previsional y de la Comisión Nacional de Valores, "la postergación se consensuó en buenos términos".

La Anses tiene acciones por el 25,97% del capital de Siderar, heredadas de la reestatización de los fondos previsionales que tenían las AFJP. Sin embargo, regía un tope que tenían las AFJP, por el cual, más allá de las acciones que tuviesen, no podían ejercer derechos políticos por más del 5%. Mediante el decreto de necesidad y urgencia 441, la presidenta Cristina Kirchner autorizó a la Anses a hacer valer los derechos políticos por el total de las acciones, sin importar el tope que regía hasta entonces.

"Se mantiene firme el pleno ejercicio de su derecho previsto en el decreto de necesidad y urgencia 441 y se sostiene el ingreso de Axel Kicillof como uno de los tres representantes de la Anses en Siderar", dijeron fuentes del organismo.

En Siderar, consultados por LA NACION, prefirieron el silencio.

El ingreso de Kicillof, economista de la agrupación juvenil kirchnerista La Cámpora, fue el detonante en la relación entre el grupo industrial más importante del país y el Gobierno. Techint se opuso a la postulación y cuestionó la constitucionalidad de la norma que derogaba el tope. Paolo Rocca, presidente del grupo, dijo públicamente entonces que se habían cambiado las reglas de juego y que ofrecía comprar la porción de acciones que tenía la Anses. Pero la Casa Rosada jamás aceptó vender su participación.

Tanto Techint como el Gobierno iniciaron su ofensiva con procesos judiciales y administrativos. Ahora, la principal tarea de los negociadores es desarmar ese entramado de procesos en los que se acusan mutuamente.

Según pudo saber LA NACION, destejer esa madeja es la principal ocupación de quienes siguen la negociación. Desde el Gobierno, las reuniones son dirigidas por dos ministros: el de Economía, Amado Boudou, y el de Planificación Federal, Julio De Vido. A ellos se suma Diego Bossio, director de la Anses, que tiene cada vez más injerencia en la situación.

Según aventuran cerca de la mesa de definiciones, Kicillof está cerca de ser aceptado como director de Siderar. Sucede que desde el Gobierno ya dejaron traslucir que cualquier acuerdo que no tenga en la lista de directores a Kicillof será leído como una derrota de la Casa Rosada. Y, en pleno proceso electoral, el kirchnerismo no está dispuesto a mostrar ni el más mínimo síntoma de debilidad.

Otro punto de desencuentro es la cantidad de directores que le corresponde al Estado por sus acciones; el Gobierno pretende tres. En la empresa tienen alguna diferencia en la visión: podrían ser tres si se suma al que represente la porción de acciones que tienen los trabajadores a través del programa de propiedad participada (PPP).

El decreto 441 causó enojo en varias empresas que tenían una importante porción de sus acciones en poder del Estado. Sin embargo, ninguna cuestionó el decreto. En soledad quedó Siderar, que lo cuestionó en la Justicia. Pero la última oposición está por terminar.
KICILOFF, TRAS UN CARGO Y UN JUGOSO CHEQUE

Si las negociaciones se encaminan, si el Gobierno insiste en la postulación de Axel Kiciloff y si los ejecutivos del Grupo Techint aceptan que se siente en una de las sillas del directorio de Siderar, el economista no sólo habrá ganado una batalla política. Mes a mes, podrá a pasar a buscar por la ventanilla de la empresa un cheque por alrededor de 18.000 pesos, suma que se le reconoce a cada director como honorarios. Además, como los cargos son políticos y no tienen que ver con la gestión de la compañía, no requieren dedicación exclusiva. Así, podrá seguir también con el cargo y el ingreso que tiene en Aerolíneas Argentinas.
Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.