28.05.2009
(0)guardarlectura zen
Urtubey estatizó Aguas de Salta y enojó a Kirchner y De Vido
El gobernador salteño tomar el control de Aguas de Salta, concesión que operaba un poderoso empresario de la provincia y amigo del Ministro de Planificación quien, a su vez, era inquilino del ex presidente: en 2007 le pagó más de 300 mil pesos en concepto de alquileres.
Ni Néstor Kirchner ni Julio De Vido podrán quejarse en voz alta: las estatizaciones son, al fin, un rasgo distintivo del modelo K. Pero la decisión de Juan Manuel Urtubey de tomar el control de Aguas de Salta está lejos de caer simpática al ex presidente y a su ministro más fiel.

Parece un movimiento imperceptible, en teoría hiperlocalizado, pero que repercute en el ajedrez que los gobernadores del peronismo están jugando, cada vez menos secretamente, y donde la movida última y terminal es quedarse con la sucesión de los Kirchner.
Según informa hoy Ámbito Financiero, el jueves pasado, Urtubey provincializó el servicio de aguas, que desde 1998 operaba Necon, firma de Juan Carlos Relats, multipropietario de, entre otras compañías, la constructura J.C.R. -las siglas son obvias- que se especializa en obras viales.

A Relats, no sin malicia, lo comparan con otro empresario del asfalto, Lázaro Báez, destinatario de todas las elucubraciones en torno a los Kirchner. Su fortuna, de todos modos, antecede a la llegada de los Kirchner, así como la amistad que lo une a Julio De Vido.

Relats es, por otro lado, inquilino del ex presidente: en 2007 le pagó más de 300 mil pesos al patagónico en concepto de alquileres por inmuebles que son propiedad del matrimonio presidencial. El empresario tiene, a su vez, extrema cercanía con Juan Carlos Romero.

Implicancia

La privatización, de hecho, data de tiempos en que Salta era gobernada por Romero, que optó por Relats por sobre la oferta del Exxel Group. El desembarco del Estado provincial en Aguas de Salta implica, además, el fin del pacto de no agresión que hasta ahora mantenían Urtubey y su antecesor.

Romero, a quien Kirchner considera «un amigo» pero también un rival político, teje un esquema junto a Adolfo Rodríguez Saá, y Ramón Puerta -a través de quien esperan atraer a Felipe Solá- y dejó sus huellas en Salta, por caso concesiones mineras que Urtubey tiene bajo la lupa.

Al gobernador lo asesora, en esos rubros, José Luis Gioja, su par de San Juan, provincia que se convirtió en un oasis para la minería, al igual que Salta y Jujuy -donde Relats tiene explotaciones- una hermandad que excede, o sirve para construir, lazos políticos.

Asoma, detrás, un duelo silencioso entre provincias mineras y provincias petroleras, división que se expresa también en el ordenamiento político porque unas, las primeras, quieren terciar en 2011 vía Gioja y las otras, las segundas, a través de Mario Das Neves.

Adhieren, ambos, al «teorema de las regalías» según el cual sólo los gobernadores de provincias con ingresos autóctonos, petroleros o mineros, pueden animarse a una aventura política autónoma de los mandatos de la Casa Rosada. Kirchner es la encarnación del teorema.

El mano a mano por la vicepresidencia que viene, se perfila entre la foto de hoy en esos dos gobernadores que, por otro lado, amplían sus vínculos con los dos presidenciables más visibles, en la medida que el 28 de junio puedan festejar con holgura: Carlos Reutemann y Daniel Scioli.

Gioja aparecía, hasta hace unos días, muy cerca de Reutemann, mientras Das Neves estaba más próximo a Scioli. Algo alertó al sanjuanino que tenía pensado viajar a Rosario la noche del 28 y puso en condicional el vuelo. Olivos invocó un entendimiento con Reutemann.

Minucias que en un océano de conspiraciones parecen implacables: Agustín Rossi no consiguió auxilio de Enrique Albistur para imprimir la papelería de campaña, una objeción que jamás existía si el santafesino contara con el OK oficial para enfrentar a Reutemann.

Fantasía

El ex piloto dedica más tiempo del que se sospecha a la fantasía 2011: no sólo en rondas con sus vecinos Juan Schiaretti y Jorge Busti sino que envía mensajeros a otros gobernadores y hasta ensayó un contacto con Alberto Fernández. No hay certeza si tuyo, o no, éxito.

Fernández -lo contó este diario- mantuvo varias charlas con Scioli y lo presentó, ante un auditorio selecto de embajadores, como el mejor posicionado para 2011 por el peronismo. ¿Pegará, el ex jefe de Gabinete, un volantazo hacia Santa Fe?

Gioja hizo, en las últimas horas, el camino contrario. Urtubey, a riesgo de recibir el castigo de Olivos, tiene hoja de ruta propia: no descarta, ese «bon vivant» del peronismo más ortodoxo, sumarse a la grilla de los competidores de 2011. Primero, por las dudas, va a reelegir. Y hará campaña con la provincialización de la empresa de un amigo de Kirchner y De Vido.
Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.