Cambiemos
Cumbre de Vidal y Macri para bajar tensiones después del escándalo de aportes falsos
El Presidente destacó la "autenticidad" de la gobernadora en un encuentro con intendentes en Olivos.

Mauricio Macri y María Eugenia Vidal tuvieron anoche un encuentro "distendido" después de los tironeos de los últimos tiempos, desatados por la causa de los aportantes falsos de Cambiemos en la última campaña electoral.

El presidente y la gobernadora recibieron a 68 intendentes bonaerenses, en un encuentro que como contaron a LPO funcionó como "operativo de contención", además de ser una muestra de unidad entre los equipos de Nación y Provincia, luego de que se hablara de rispideces de los funcionarios de ambos.

Como contó LPO, en la última reunión con los "sin tierra" del Conurbano, Vidal había dejado expuesto cierto malestar con algún sector de la Rosada. En rigor, cerca de la gobernadora había molestado la versión de que Marcos Peña había manifestado que el tema de los aportes falsos no afectaba a Macri -e incluso podía beneficiarlo- pese a que tenía un impacto negativo en la Provincia. 

Por eso, en la cumbre de anoche se vio un ánimo de reconciliación entre ambos gobiernos. Además, en desde la Provincia le abrieron la puerta a Peña en las últimas semanas y el jefe de Gabinete comenzó a reunirse con intendentes del interior bonaerense. 

Vidal trazó un crudo diagnóstico, pero arengó a su tropa: "Vamos a reelegir"

En rigor, fuentes de Cambiemos contaron a este medio que la reunión de anoche se armó en parte por pedido de los intendentes de la Provincia y en el marco del "trabajo conjunto" de ambos gobiernos, por lo que participaron tanto ministros de la Rosada como funcionarios cercanos a la gobernadora.

"Es un trabajo que arrancó hace varias semanas. Hubo reuniones de Marcos (Peña) con intendentes de las distintas secciones del interior", dijeron desde Cambiemos en referencia al "operativo de contención" que arrancó desde Jefatura con el aval de Vidal. 

Peña al recibir a intendentes de la Cuarta Sección

Vidal abrió la jornada que tuvo como segundo orador al intendente de Vicente López, Jorge Macri, que basó su discurso en la importancia del Foro de Intendentes de Cambiemos, que él preside. El primo del Presidente habló de la "predisposición" de los funcionarios de nación y pba para ponerse a disposición de los foros y reuniones con los intendentes. 

"Hay voluntad profunda de trabajar en equipo", dijo. Lo escuchaban ministros como Nicolás Dujovne, Patricia Bullrich, Javier Iguacel, Guillermo Dietrich, Dante Sica, Adolfo Rubinstein, Sergio Bergman y Pablo Avelluto fueron algunos de los ministros que participaron de la reunión y charlaron con los intendentes. 

Desde la Provincia confirmaron a LPO que la idea es realizar más reuniones de los jefes comunales con ministros de distintas áreas -tanto bonaerenses como de Nación- para poder trabajar en distintos temas. Para acompañar a Vidal fueron su vicegobernador, Daniel Salvador; el subsecretario de Asuntos Municipales, Alex Campbell; y el ministro de gobierno, Joaquín De la Torre.

Angelici niega que sea la mano detrás del "fuego amigo" contra Vidal 

Desde el Conurbano también hablaron Néstor Grindetti (Lanús), Ramiro Tagliaferro (Morón), Miguel Ángel Gargalione (San Cayetano), David Hirtz (Alsina) y Héctor Gay (Bahía Blanca), en representación de sus pares.  El "gran faltazo" de la noche lo dio el intendente de Mar del Plata, Carlos Arroyo, de relación cada vez más tirante con la Rosada. Pese a que participó de la última reunión con Peña en Jefatura, ayer no estuvo en Olivos.   

El cierre de la noche estuvo a cargo de Macri, que sorprendió con un discurso de 25 minutos, algo inusual para el Presidente que suele ser más breve. "Hay que agradecerle a Dios que tenemos a esta gobernadora, por su fortaleza y porque ella es quien mejor transmite estas cosas que les estoy diciendo. En cada cosa que hace es un ejemplo de autenticidad y eso nos ayuda mucho a marcar el camino que estamos siguiendo", afirmó el Presidente en su fuerte respaldo a Vidal. 

En línea con lo que repitió en sus últimas apariciones públicas, reconoció que los próximos meses serán difíciles porque hay que atravesar la "tormenta". "Gobernar es a veces tener que decir que no", y contó que las decisiones más importantes en su vida, las que tuvieron más trascendencia, fueron para decir que no. Puso el ejemplo de cuando decidió no contratar a Diego Maradona en Boca Juniors. "Veinte años después todavía me sigue puteando", dijo el Presidente.



Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
3
¿Es un ejemplo de "autenticidad" cometer delito para financiar una campaña? ¿De qué estamos hablando?
2
La gobernadora Vidal debería admitir que es una política más, con los mismos vicios, y dispuesta a lo que sea para ganar. No es Heidi ni Santa Eugenia. Es del mismo género de las Cristinas y las Carrió, no más que Stolbizer, y apenas mejor que los del otro género.
1
la ventilacion de aportes falsos fue peña