Kirchnerismo
Interna en La Cámpora: Cabandié acusa a Larroque de querer expulsarlo de la organización
Recalde hace equilibrio entre ambos sectores para construir su candidatura en la Ciudad.

Juan Cabandié desmintió su ruptura con La Cámpora y negó haber calificado a sus militantes como "el ISIS", de acuerdo a versiones periodísticas que circularon el último fin de semana que lo desvinculaban de la organización de Máximo Kirchner.

En diálogo con LPO, desde el entorno del diputado nacional aseguraron que aún forma parte de La Cámpora y dijeron que se montó una "operación" en su contra.

Lo llamativo es que en el kirchnerismo ya no ocultan la tensión entre Cabandié -quien desde hace tiempo quedó relegado de la mesa de conducción de la agrupación- con el sector que responde a Andrés "Cuervo" Larroque, que tiene más poder en la Provincia pero mantiene una fuerte influencia en varias comunas de la Ciudad.

Cerca de Cabandié aseguran que él no blanqueó ninguna ruptura con La Cámpora e incluso algunos acusan al sector del Cuervo de buscar "expulsarlo" de la organización. En ese sentido, recuerdan que las diferencias entre ambos quedaron muy expuestas en el último plenario -del que participó Cabandié- cuando el Cuervo incluso preguntó qué hacía ahí. "No es nuestro", le habría dicho a un grupo de militantes. 

Tensión de Cristina con los movimientos sociales: Acusan a Grabois de jugar para Macri

Mariano Recalde -como tercer actor fuerte de la interna- ahora ensaya un "equilibrio" entre ambos sectores, describen en La Cámpora. Si bien dicen que el actual legislador porteño mantuvo una disputa con Cabandié por el control de las estructuras en las comunas porteñas, también desatacan que esas diferencias ya estarían "saldadas" porque ambos trabajarán en pos de la candidatura del ex presidente de Aerolíneas a Jefe de gobierno porteño. 

"Recalde es hoy la cara de Unidad Ciudadana en la Ciudad y necesita tenerlo a él adentro en lugar de fomentar esas diferencias", dijeron desde La Cámpora a LPO en referencia a conservar el vínculo que tejió Cabandié con sectores del PJ por haberse acercado a Juan Manuel Olmos durante su paso por la Legislatura. 

El legislador porteño, Mariano Recalde.

En el kirchnerismo porteño remarcan que si bien Cabandié conserva una relación de mucha cercanía con Cristina Kirchner, tiene un malestar de "larga data" con la cúpula de La Cámpora, que terminó relegándolo de la mesa de conducción y de la toma de decisiones internas importantes.

Por eso, el diputado exploró un armado separado al de la organización de Máximo. Como supo LPO, hace unos cinco meses comenzó a citar militantes del kirchnerismo en su despacho, para gestar la idea de crear un nuevo espacio, menos "dogmático" que La Cámpora y más abierto a atraer a otros sectores del peronismo porteño.

Según contaron fuentes que participaron de esas cumbres, Cabandié los convocaba en sus oficinas a una cuadra del Congreso y "esquematizaba" su discurso en unos pizarrones que tiene en la sala de reuniones. Para explicar su postura, hacía dibujos de distintos formatos de organización y decía que coexisten "dos líneas" adentro del kirchnerismo: una que se plantea como el "Partido Comunista Chino" -sin mencionarlo, para los presentes quedaba claro que se refería a Larroque y La Cámpora- y otra más "radial", donde muchas organizaciones distintas podrían confluir en un lugar común. 

"Le estamos buscando el nombre", dijo en una de esas reuniones en la que habló de modo claro de su intención de generar un espacio nuevo. "Nos decía que hay que apelar al 'ciudadano' como sujeto político. Era muy autocrítico de los modos de La Cámpora", contó una fuente. Según esta versión, la idea de Cabandié era construir algo más transversal como creía que era La Cámpora en sus inicios y hablaba de "buscar una nueva forma de acumulación, sin talibanes, con otro estilo".

Cabandié siempre aseguró que para generar eso tenía el aval y también la "indicación" de Cristina. Sin embargo, en un momento dejó de trabajar en su nuevo espacio y en el kirchnerismo adjudican esa decisión a una orden directa de Máximo. 

"Era una esquema que funcionó para afuera cuando Máximo estaba en el Sur, cuando volvió eso quedó atrás", dijo una fuente, mientras que desde otro sector fueron más contundentes al asegurar que Máximo le "exigió" que se quede en La Cámpora.

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
6
Larroque es un impresentable. Hace tiempo que le hace mucho mal a La Cámpora.
5
Es lo mejor que le puede pasar a La Campora que saquen al pianta votos de cabandie
4
maaa me das plata para ser solidario......
3
PURA CHACHARA. NADA. LOS NENES DE MAMA Y PAPA ALTOS REVOLUCIONARIOS.
2
siempre fueron pltdos pero ahora ademas están muy ardidos
1
Estos nenes de mama y papa con cargos heredados ( por la lapicera de NK y CFK ) tienen una delirio de revolucionarios imaginarios absolutamente patológico. Viven una fantasía demencial psicótico y paranoide que son el hazmereir del ciudadano a pie. Todos " hijos de." O simil. Dirigentes ficticios con nula capacidad para construir y un talento superlativo para la destrucción y el ridiculo.