Brasil
Tensión en Brasil por el fallo contra Lula: la Corte pide "serenidad"
Un ex general del Ejército advirtió que si el líder del PT gana las elecciones, las FFAA deberán "restaurar el orden".

La situación judicial de Lula da Silva y la inminente decisión del Supremo Tribunal Federal sobre su libertad están generando en Brasil un clima de extrema tensión y la amenaza latente de posibles situaciones de violencia.

Esto obligó a la presidenta del STF (la corte brasileña), Carmen Lúcia Antunes, a salir a pedir "serenidad" a la población y "respetar las opiniones diferentes" para evitar el "desorden social", cuando se conozca el fallo sobre el hábeas corpus que puede librar de la prisión a Lula.

En un discurso grabado para TV Justicia, el canal del Poder Judicial, Antunes se pronunció ante los movimientos de protesta que surgieron a raíz de la votación que la máxima corte deberá realizar sobre el hábeas corpus pedido por el ex presidente. "Hay que respetar opiniones diferentes", dijo Antunes, segunda en la línea sucesoria del presidente Michel Temer.

En un clima de extrema tensión, la presidenta del Supremo Tribunal, Carmen Antunes, se reunió con el jefe de la Policía Federal para acordar el blindaje de seguridad de este miércoles cuando deban decidir si Lula va preso.

Antunes se reunió con el jefe de la Policía Federal, Rogerio Galloro, para discutir la seguridad del juzgamiento del hábeas corpus de Lula. Grupos antagónicos convocaron a manifestaciones frente al STF, en la plaza de los Tres Poderes, en Brasilia.

"Vivimos tiempos de intolerancia e intransigencia contra personas e instituciones", dijo Antunes en su discurso, en el cual indica que "diferencias ideológicas no pueden ser motivo de enemistad social".

En ese marco, pidió "serenidad para romper con el marco de violencia, la violencia no es justicia, es venganza y falta de civilidad". "Hay que pedir serenidad para que las personas expongan sus ideas y posiciones, de forma legítima y pacífica", subrayó.  

En tanto, el ministro del STF Luís Roberto Barroso declaró que el tribunal no puede actuar de acuerdo con "pasiones de la sociedad o clamor público".

Lula fue condenado a 12 años y un mes de cárcel por corrupción en dos instancias, en el marco de la operación Lava Jato, pero presentó un hábeas corpus para que el STF vote sobre si es lícito perder la libertad aún faltando un fallo de la tercera instancia.

Si lo rechazan Lula puede ser detenido este miércoles, pero si lo aceptan tendrá derecho a apelar su pena en libertad. No obstante, no le será fácil el camino hacia las elecciones de octubre ya que puede ser inhabilitado por haber recibido una condena penal ratificada en cámara.

La corte en 2016 sentó jurisprudencia para detener a condenados en segunda instancia -como el caso de Lula- yendo en contra del texto constitucional. El juez Sérgio Moro y el fiscal Deltan Dallagnol, las cabezas de la operación Lava Jato y de la acusación y condena de Lula, dijeron públicamente que la corte debe mantener su jurisprudencia. La defensa de Lula alega que es inconstitucional mantener esta jurisprudencia porque choca con los principios de la carta magna.

Lula encabezó este lunes un inédito acto de varios partidos de izquierda que se unieron contra su eventual detención.

Este lunes, Lula dijo que espera que la corte "haga justicia" y exigió un juicio justo "no por el derecho a una candidatura sino por el derecho a respetar los derechos". "No van a encarcelar mis pensamientos ni mis sueños", dijo ante seguidores.

El general retirado Schroeder Lessa dijo que si el Supremo Tribunal exime de prisión a Lula, se desatará una crisis que "será resuelta con balas".

Lo hizo durante un acto de desagravio organizado por varios partidos de izquierda, que se unieron en forma inédita en Río de Janeiro. El ex presidente fue respaldado incluso por otros precandidatos presidenciales como Manuela Davila, del Partido Comunista de Brasil, y Guilherme Boulos, del Partido Socialismo y Libertad (PSOL).

El nivel de tensión también se vio reflejado en unas peligrosas declaraciones del general retirado del Ejército Luiz Gonzaga Schroeder Lessa, quien dijo que si el STF exime de prisión a Lula inducirá la violencia entre los brasileños. "Se va a derramar sangre, desgraciadamente eso es lo que la gente teme", dijo al diario O Estado de Sao Paulo, y agregó que la crisis "va a ser resuelta con balas".

Lessa fue más allá y dijo que si el STF habilita una candidatura de Lula y éste gana las elecciones (un escenario probable porque lidera todas las encuestas), las Fuerzas Armadas deberían hacer un golpe de Estado.  "Si se mantiene la racha y el cambio de la ley, ahí no tengo duda de que sólo queda el recurso a la reacción armada. Ahí es deber de las Fuerzas Armadas restaurar el orden. Pero no creo que llegaremos hasta allí", declaró.

 Tras la difusión de las declaraciones de Lessa, el Ejército informó que representan la "opinión personal" del general retirado. "El Ejército brasileño pauta su actuación dentro de los parámetros legales establecidos por la Constitución Federal y otras normas que rigen el asunto", afirmó en un comunicado citado por el periódico paulista. 

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
5
Lamento que los comentarios no explican entonces que paso con los fallos de los jueces o si también son parte de él "plan global de la derecha internacional".
Lo que sí está claro es que el dinero robado y las coimas existieron y que la supuesta "víctima" busca arroparse en la defensa del "pueblo" y la democracia para salvarse.
Defender la democracia no significa defender ladrones.
4
Debo afirmar, sin dudas de ninguna naturaleza, que Aldus es un fuera de serie y la tiene reclara. Debo adicionar, además, que no sólo deben ser los gorilas que andarán por aquí o por allá. Son los gorilas que supimos conseguir o mejor dicho son los gorilas que se ha ganado en buena ley el cholulaje representado por la clase media pecata nativa que no termina de aprender y entender que ningún gobierno conservador, neoconservador, liberal o neoliberal en toda la historia nacional ha trabajado y defendido los intereses de las mayorías. Solo lo hace para sus intereses de clase alta y rica y corporaciones nativas y de las otras. Su axioma eterno es que la patria, la nación, el país, la república, se vayan al carajo. Ayer, hoy, mañana, y siempre, seguirán afanándose el solar nacional por los cuatro costados. ¡Ratas nauseabundas nada más! Lpmqlrmpp.
3
Es un plan global de la derecha ...golpes de estado fraudes electorales como en Honduras..violencia golpista como en venezuela. Asesinatos. Detrás de esto está el imperialismo y sus secuaces.
2
Este es un plan de la derecha internacional, gestada por el imperialismo que quiere neocolonizar a toda latino-américa..A SANGRE Y FUEGO, con fraudes electorales. con golpes de Estado. con el verdadero terrorismo de estado como en Colombia..Em Argentina se han preparado para aplastar las protestas y hacer lo que hizo la oligarquía colombiana. Organizar masacres.ESTA ES LA NUEVA "DEMOCRACIA"
1
No sólo le hicieron un golpe de Estado a Dilma acusándola de algo que por acá es común: poner algo de una partida del presupuesto en otra partida, lo que no es más que una cuestión de política administrativa, sino que ahora le dicen claramente a Lula que no podrá volver a la Presidencia aunque gane las elecciones e insisten con una acusación absurda (por el hecho y por el monto, un depto de 100 metros cuadrados) para vetarlo.
Esto es hoy Brasil en manos del imperialismo yanqui, que nunca pudo tragarse las aspiraciones de Lula en relación a la soberanía y progreso de su país.
Esta gente es capaz de matarlo a Lula (ya lo han intentado) y les recuerdo que Macri pertenece al mismo cajón de manzanas podridas de Temer y toda esa lacra.
Simplemente, espero que si Lula es proscripto a partir del jueves, el pueblo brasileño salga a la calle y haga tronar el escarmiento. Es lo que debimos haber hecho nosotros en el 55: prender fuego a todos los gorilas para evitarnos años de sufrimientos, aunque Perón quiso otra cosa y prefirió privilegiar su proyecto político a largo plazo.