Reformas27.12.2017
(0)guardarlectura zen
Macri quiere aprobar reforma laboral y Ministerio Público en febrero
LPOEs el plan oficial, pero antes deberá medir fuerzas en ambas Cámaras. La estrategia para juntar mayorías.

Mauricio Macri intentara reabrir el Congreso las últimas semanas de febrero para sancionar las leyes que no llegó a tratar en diciembre y considera clave para sus últimos dos años de gestión.

Sus fichas están puestas en la reforma laboral y la de Ministerio Público, incorporadas en el pedido de sesiones extraordinarias de este mes, pero archivadas por razones diversas.

La ley laboral fue congelada por Miguel Pichetto, molesto por las críticas públicas de Pablo Moyano y delegaciones provinciales de la CGT.

"No participé de ninguna negociación y hasta que no haya una posición única no se va a tratar", anunció el jefe del Bloque Justicialista. Y cumplió.

El Gobierno no descarta dividir la reforma laboral para que pase por el Senado. Y confía en Pinedo y Pichetto para avanzar con la de Ministerio Pública. Buscan aceitar el quórum en Diputados. 

Para ablandarlo, en el Gobierno estudian dividir el proyecto, dejando para otro momento los capítulos vinculados a la ley de contratos de trabajo y aprobar el blanqueo laboral, un instrumento fundamental para reducir el déficit de Anses.

La ley de Ministerio Público fue presentada por Federico Pinedo y Miguel Pichetto en noviembre para definir las condiciones del sucesor de Alejandra Gils Carbó y ambos no deberían tener problemas en reunir una mayoría, como hicieron para sancionar el paquete económico en la última sesión del año.

Diputados seguirá generando dudas, por las idas y vueltas del bloque de los gobernadores en la ley jubilatoria. Con el kirchnerismo atrincherado, sin ellos Cambiemos no tienen quórum.

Pero el dúo Pinedo-Pichetto (cuyo bloque se muestra más disciplinado) puede darle otras buenas noticias a Macri, como sancionar las leyes de mercado de capitales y de compré nacional.

La cámara alta tendrá otro trámite ineludible: la última semana de febrero se hará la sesión preparatoria para elegir autoridades y no se esperan sorpresas.

Cristina Kirchner podrá reclamar la inocua vice segunda para su bloque o dejársela a su socio Adolfo Rodríguez Saá. Y volver a exigir dos sillas en el resto de las comisiones, como ya tuvo en Presupuesto, Acuerdos y Economía.

Con la misma cantidad de bancas, Cambiemos y el Justicialismo -aliados a algunas fuerzas provinciales- seguirán repartiéndose igual cantidad de butacas en las comisiones restantes y cediendo el resto al kirchnerismo o el interbloque Federal, hasta ahora testigos de sus acuerdos.

Emilio Monzó también dejó la definición del resto de las comisiones para febrero, pero ya decidió aumentar de 18 a 21 las presidencias para cambiemos.

Una de las nuevas será para la coalición cívica, o sea, la elegirá Elia Carrió. Quiere dejarle a Alberto Roberti la de Trabajo y no descarte darle al kirchnerismo la de Agricultura, motivo de furia de las entidades rurales. 

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.