Banco Central17.05.2017
(1)guardarlectura zen
Sturzenegger ratificó la meta del 17 por ciento: "Cambiar la meta es no tener meta"
LPO"Cambiar una meta es no tener meta", aseguró el presidente del Banco Central frente a las dudas de analistas.

El presidente del Banco Central, Federico Sturzenegger, presentó el Informe de Estabilidad Financiera (IEF) correspondiente a la evolución del sector financiero de los últimos seis meses. Tras describir un sistema sólido con desafíos crecientes de rentabilidad y profundidad, ratificó la meta de inflación anual del 12% al 17% anual y negó que haya bicicleta financiera.

"Cambiar una meta es no tener meta", sintetizó Sturzenegger tras una explicación de la cronología de la adopción del régimen de desinflación elegido por el Gobierno y descartó que vaya a modificar la pauta que fijó a principio de año.

"El Banco Central en marzo de 2016 decidió ir a un régimen de metas de inflación", comenzó su respuesta a la prensa, y recordó que en aquel entonces no dio precisiones de metas porque no había datos oficiales de inflación. Durante varios meses se centró en la realización de una política de agregados monetarios que contrajo fuertemente la tasa de inflación en el segundo semestre. Con esta política, se esperaba que a fin de año la inflación rondara el 25% interanual. 

"Cambiar una meta es no tener meta", sintetizó Sturzenegger y reafirmó su compromiso con la meta del 12 al 17 por ciento de inflación anual.

"Estamos llegando unos meses más tarde", consideró la autoridad monetaria y resaltó que en abril la inflación acumulado 27,5% y que en mayo va a quedar debajo del 25%.

Para agosto vamos a tener la tasa de inflación (interanual) más baja de los últimos diez años salvo por el año de (la caída del) Lehman" , adelantó el presidente del Banco Central.

De todos modos, reiteró la autocrítica ya realizada en la presentación del Informe de Política Monetaria (IPoM) de haber pecado de entusiasmo a raíz de la reducción de la inflación en el segundo semestre de 2016. Y reconoció que, pese a que el Poder Ejecutivo resolvió hacer menos correcciones de los precios regulados, la inflación núcleo no viene evolucionando dentro de una trayectoria compatible con la meta anunciada a principio de año.

Ante la insistencia de la audiencia, fue Demian Reidel, uno de los directores que acompañó al presidente del Banco Central en la presentación del IEF, el que salió a respaldarlo: "No vamos a cambiar la meta. Punto", sentenció. 

También fue él quien se encargó de negar que haya actualmente una bicicleta financiera. Según definió Reidel, una "bicicleta se define como una ganancia elevada en dólares sin exposición al riesgo de tipo de cambio" y aseguró que eso no solo no está sucediendo. "Ha sucedido, pero ahora no", dijo y ejemplificó que, gracias a la suba del dólar del último mes, el que compró Lebacs un mes atrás, salió perdiendo.

Además, pidió no perder de vista en el análisis los costos de transacción, que generan una notoria reducción entre la tasa de interés y la tasa de retorno. Y remarcó que los datos de alta frecuencia que manejan muestran que cada vez son más también los que retiran sus dólares del país.

Asimismo, el director remarcó que es un error pensar que el Banco Central fija la tasa de Lebacs en función de la cantidad de dinero que quiera retirar del mercado, sino en función de la señal que considere necesaria para que la inflación quede dentro de la banda de la meta de inflación.

Y "Estamos trabajando para cumplirla", culminó a su turno Sturzenegger.

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
1
Creer o reventar. Sturzenegger tiene la bola de cristal, la chanchería y la máquina de picar carne y hacer chorizos. Con ellos puede determinar el futuro de la inflación y de todas las variables económicas nacionales e internacionales con la precisión quirúrgica de una ecuación matemática. La Michetti graduada como licenciada en Economía y doctorada posteriormente en la especialidad con laureles de summa cum laude y algunas decenas de libros editados en su especialidad, con relación al pelado, no sabe un pomo y con relación al tema vive en una nube de úbeda, ébola, o dope o en cualesquiera de ellas indistintamente. Si Sturzenegger dijo y dice que la meta de la inflación es del 17 % por algo será y que cambiar el caballo en medio del rio siguiendo los lineamientos del general, no es acorde a la ética, la moral y las buenas costumbres. Digamos que si meta y meta, la inflación sobrepasa dichos dígitos en unos cuántos más, será culpa de los parámetros y variables económicas, que como la climatología, suele suceder, que no se ubican en el contexto analizado y se disparan y se rebelan como caballos salvajes, alejados de la realidad y de las prognosis analizadas. En otras palabras y para finalizar, si la inflación se ubica en el 24 %, por dar un ejemplo, la culpa no será mía porque yo no soy Dios sino su delegado, seguro, seguro que dirá el dolape. Lpmqlrmp.