aviación20.03.2017
(0)guardarlectura zen
El Gobierno niega el vaciamiento de Fadea y anuncia la fabricación de tres aviones
LPOPino Solanas denunció la parálisis de la producción y la compra de 24 aeronaves a EE.UU. por US$300 millones.

El mismo día que el presidente Macri visitó una fábrica privada de helicópteros en Saladillo, la Fábrica Argentina de Aviones (Fadea) "Brigadier San Martín" de Córdoba quedó en la mira a raíz de una advertencia de Pino Solanas por la paralización de la producción y un inminente vaciamiento. Las autoridades lo desmienten. Por el contrario, sostienen que para 2017 la prioridad será la producción, que ya tienen en camino tres aviones Pampa III y que 2016 fue un año de reordenamiento de la empresa.

De acuerdo con el Informe de Gestión 2016 y Proyección 2017 que el directorio de Fadea presentó la semana pasada, la empresa estatal finalizó el pasado año con un saneamiento patrimonial, producto de una capitalización por $1.700 millones con el Estado Nacional y una reducción de 92,3% del déficit de $ 1.569 registrado en 2015, como resultado de tres vertientes: un recorte de $327,6 millones en costos de estructura (reducción de gastos y renegociación de contratos con proveedores); un ahorro de $326,4 millones en costos laborales por un redimensionamiento de la dotación y la venta de servicios de mantenimiento a la FAA y a Presidencia de la Nación.

Sin embargo, según Pino Solanas, la sección de fabricación está detenida: las partes para ensamblar los aviones de entrenamiento Pampa III fueron trasladadas a una cuadrilla de Mendoza, también les sacaron los asientos eyectores y, mientras tanto, el Ejecutivo evalúa comprar 24 aviones de entrenamiento a Estados Unidos por 300 millones de dólares en detrimento de los de fabricación nacional.

"Con Fadea quieren hacer los mismo que hicieron con las lanchas israelíes. Las trajeron cuando los astilleros argentinos están en condiciones de fabricarlos, como lo denuncian los gremios. El paso siguiente a vaciar la producción de Fadea, es decir que los 1600 empleados no son necesarios", explicó uno de los asesores de Solanas a LPO.

"A la vez, Fadea no tiene contrato con la Fuerza Área. Había uno de 2015 con validez hasta junio pasado, que fue extendido por seis meses. Y una vez vencido este plazo, no volvió a ser renovado por decisión del ex CEO de Lan, (el vicejefe de Gobierno Gustavo) Lopetegui. Sin contrato, Fadea no puede facturar aunque esté haciendo el mantenimiento de aviones", agregó el asesor.

Por eso, Solanas sostiene que elevará un pedido de informe al Poder Ejecutivo.

Por el contrario, para los ejecutivos que acompañan al empresario Ecore Felippa, que el próximo 7 de abril cumplirá su primer año al frente de la compañía, "en 2017 se pondrá el foco en la fabricación, tanto de unidades terminadas -tal el caso de los Pampa III- como de aeropartes y piezas para la integración del modelo de Embraer; sin perder de vista otras unidades de negocio como Servicios e Ingeniería y Mantenimiento, donde tiene previsto el completamiento y remotorización de cinco aviones Pampa II; la reparación y mantenimiento preventivo de tres Fokker F-28 y tres Pampa II, y la modernización de tres Hércules C-130 y un P-3 Orion, entre otros proyectos".

El presidente de Fadea, Ecore Felippa.

Consultados por LPO, desde Fadea señalaron que efectivamente no hay un nuevo contrato, pero no por las razones esgrimidas por Pino Solanas: "Había quince contratos con modificaciones sobre modificaciones y adendas que dificultaban la transparencia en los pagos de la Fuerza Aérea, por lo que en los próximos días se van a firmar dos contratos que consoliden las obligaciones de ambas partes y sea fácilmente rastreable el pago y la entrega de las aeronaves y las aeropartes". 

'Nuestro objetivo fue comenzar a devolverle a esta fábrica el esplendor de antaño, cuando fue un ícono de la industria nacional. Falta mucho aún, pero estamos logrando ordenarla y logrando nuevos negocios', dijo Ércole Felippa.

  "Además, es falso que la producción esté detenida. El trabajo que se realizó fue de reactivación, cancelación de deudas con proveedores y renegociación de plazos de entrega -que normalmente son de 18 meses- para acortarlos y poder estar cumpliendo con la entrega de los Pampa III antes de fin de año o principios del otro. Mantenimiento funcionó a la perfección, se cumplió con la entrega de todas las aeroestructuras encargadas por Embraer en 2016 y estamos trabajando para generar nuevas ventas en el sector producción", agregaron desde la compañía.

"Entendemos que puede ser poco la fabricación de tres aviones, pero es mucho que en un año estemos planificando su producción cuando desde 2007 no se fabrica ninguno. No hay faltantes ni vaciamiento de aeropartes. Y vamos a fabricar tres porque son los que nos pidieron, los otros 12 (que el Gobierno piensa comprarle a EE.UU.) - y no 24, según sabemos- cumplen una función distinta y no son reemplazables por los nuestros", aclaró el vocero de la empresa. 

"Nuestro objetivo fue, al momento de asumir, comenzar a devolverle a esta fábrica el esplendor de antaño, cuando fue un ícono de la industria nacional. Falta mucho aún, pero estamos logrando ordenarla y logrando nuevos negocios, lo que nos afirma que estamos en la dirección correcta, subrayó el director de la empresa Ércole Felippa, hombre al que Solanas acusa de desconocer el mundo de la aeronáutica por haber hecho su carrera directiva en el sector lechero.

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.